Inundaciones causan estragos en antigua ciudad real tailandesa

AYUTAYA, Tailandia (AP). Aves acuáticas, lagartijas y perros callejeros han reemplazado a las hordas de turistas en uno de los principales lugares históricos de Tailandia.

Las inundaciones masivas han convertido los antiguos templos de esta antigua capital de Siam en islas y una gigantesca estatua del Buda reclinado parece flotar milagrosamente sobre el agua.

Los expertos temen que por lo menos la mitad de los más de monasterios, fortalezas y otros monumentos en la antigua capital real hayan sido dañados.

"Imaginen mil toneladas de ladrillos y piedras asentadas sobre cimientos flojos, sin pilares de estilo moderno. Estamos muy preocupados", afirmó Chaiyanand Busayarat, director del Parque Histórico de Ayutaya.

A medida que bajan las aguas, algunos expertos proponen un cambio radical para prevenir desastres similares en el futuro: retrotraer el calendario unos cuatro siglos para emular a los planificadores urbanos e ingenieros de esa época.

"No podemos impedir las inundaciones y por eso tenemos que aprender a convivir con el agua nuevamente, al igual que quienes crearon Ayutaya. Saquemos los viejos mapas de la ciudad", dijo Anek Sihamat, subdirector general del Departamento de Bellas Artes del gobierno tailandés.

Recomendó excavar los viejos canales sobre los cuales se colocó pavimento para carreteras y contener el avance urbano y los parques industriales que bloquean el flujo natural del agua.

Ayutaya _capital de un estado poderoso durante 417 años y sede de 33 reyes_ ha sido descrita como una de las mayores ciudades jamás anegadas, con una red de canales que suma más de 140 kilómetros (85 millas).

Construida sobre una planicie anegadiza del centro de Tailandia en la confluencia de tres ríos, se inundaba todos los años, pero sus habitantes vivían en casas elevadas sobre pilares y usaban botes como transporte.

El agua también defendía Ayutaya, que alguna vez tuvo hasta un millón de residentes, hasta que un ataque brutal de los birmanos en 1767 obligó a trasladar la capital a Bangkok, a 80 kilómetros (50 millas) al sur, donde las mismas aguas desbordadas que inundaron Ayutaya ahora se acercan al centro.

Las inundaciones, que comenzaron a fines de julio y han matado a más de 520 personas, son las peores desde la década de 1940. Ayutaya fue añadida a la lista de Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO en 1991.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes