Irak: 44 presos mueren en ataque de suníes

Insurgentes suníes avanzaron en una provincia al noreste de Bagdad, sitiaron un cuartel policial y combatieron a milicianos chiís partidarios del gobierno, en choques nocturnos que dejaron al menos 44 presos muertos, informaron fuentes oficiales el martes.

Había informes contradictorios sobre los enfrentamientos en el distrito de al-Kattoun cerca de Baquba, capital de la provincia de Diyala.

Tres agentes policiales dijeron que el cuartel, que incluye una pequeña cárcel, fue atacado el lunes por la noche por milicianos islámicos que intentaron liberar a los detenidos, todos presuntos milicianos suníes.

Los tres dijeron que los milicianos chiís, que acudieron a defender las instalaciones, mataron a los presos con disparos a quemarropa. Un funcionario de la morgue en Baquba dijo que muchos de los cadáveres presentaban heridas de bala en cabeza y pecho. Los cuatro hablaron bajo la condición de anonimato por motivos de su propia seguridad.

Sin embargo, el principal vocero militar iraquí, teniente general Qassim al-Moussawi, dijo a la Associated Press que 52 presos en el cuartel policial de al-Kattoun murieron debido a una andanada de obuses.

Al-Moussawi dijo que los atacantes eran milicianos del Estado Islámico para Irak y el Levante (EIIL), un grupo inspirado en al-Qaida que la semana pasada capturó un amplio territorio en una ofensiva relámpago en el norte del país.

Se sabe que el grupo es activo en Diyala, donde milicianos chiíies combaten junto con las fuerzas del gobierno.

Nueve atacantes murieron, dijo al-Moussawi. No fue posible conciliar de inmediato los diversos informes.

El EIIL ha jurado marchar sobre Bagdad, Karbala y Nayaf, en la amenaza más grave a la estabilidad del país desde que partieron las fuerzas estadounidenses en 2011. Ante su avance sobre Mosul y Tikrit, el pueblo natal de Sadam Husein, las fuerzas armadas y policiales iraquíes se desvanecieron o capitularon.

Pero un llamado a las armas el viernes del principal clérigo chií, el gran ayatolá Alí al-Sistani, rápidamente hizo surgir el espectro de un conflicto entre las dos ramas del islam.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Es momento de sentir, nuevamente, la adrenalina. #PonteC7