Jóvenes chocan con policía en toda Francia en medio de huelga

PARIS ( AP). Jóvenes con pasamontañas chocaron el martes con la policía y encendieron pequeñas fogatas en ciudades de toda Francia, en un giro radical de las protestas como parte de una huelga contra el plan del gobierno de aumentar la edad de jubilación.

El presidente Nicolás Sarkozy prometió perseguir a los " alborotadores" mientras los enfrentamientos entre los jóvenes y las fuerzas de seguridad se agravaban y aseguró que " el orden público está garantizado".

Más de 200 manifestaciones y huelgas de un día de trabajadores de distintos sectores de la economía francesa estaban planeadas en todo el país para protestar contra un proyecto de ley que aumenta la edad de jubilación a 62 años.

Cálculos preliminares del operador nacional ferroviario SNCF y del ministerio de Educación sugerían que el número de huelguistas del sector público se reducía tras una semana de paralizaciones por parte de empleados de refinerías y ferrocarriles y de los estudiantes. Las huelgas han bloqueado el tráfico, dejado a conductores sin gasolina y han provocado la cancelación de cientos de vuelos.

En muchas ciudades, los jóvenes se unieron a los manifestantes, al parecer para aprovechar la oportunidad de enfrentarse con la policía.

En una escuela secundaria cerrada por episodios previos de violencia en el suburbio parisino de Nanterre, cientos de jóvenes lanzaron piedras desde un puente a policías que respondieron con gas lacrimógeno y crearon barricadas en la zona. No estaba claro de forma inmediata si hubo arrestados o heridos. Los jóvenes también tiraron a un fotógrafo de The Associated Press de su motocicleta y le golpearon mientras corrían hacia una calle adyacente a la escuela.

En la Plaza de la República, en el este de París, los manifestantes lanzaron proyectiles a agentes antidisturbios e incendiaron cubos de basura. Disturbios parecidos ocurrieron en otras ciudades.

El martes fue el sexto día nacional de manifestaciones desde principios de septiembre debido a la planeada reforma de pensiones.

Los líderes sindicales prometieron mantener la presión hasta que el gobierno se deshaga del plan, asegurando que la jubilación a los 60 años es un derecho social fundamental que muchas generaciones lucharon por conseguir.

Sarkozy describió la reforma como su "deber" como presidente del país y señaló que ésta ha de avanzar para salvar el generoso sistema de pensiones del país, que pierde dinero.

Las protestas en Francia ocurren mientras otros gobiernos en Europa recortan sus gastos y aumentan los impuestos para reducir los déficit y las deudas tras la peor recesión económica de los últimos 70 años.

La autoridad de aviación civil de Francia DGAC advirtió que hasta la mitad de los vuelos programados para el martes en el aeropuerto de Orly de París serían cancelados, y que el 30% de los vuelos de otros aeropuertos franceses, entre ellos el Charles de Gaulle de París _el más grande de la nación_ también quedaban suspendidos.

La autoridad aeroportuaria de París advirtió en su página de internet y en letreros instalados en los aeropuertos: " Huelga el 19 de octubre. Habrá dificultades graves en el acceso a los aeropuertos y el tráfico aéreo".

Se espera que la mayoría de las cancelaciones ocurran en viajes cortos y medianos tanto locales como a otros países europeos. La huelga de los controladores aéreos duraría un día y por ello se estimaba que los vuelos regresarían a la normalidad el miércoles.

El Senado podría aprobar el controvertido proyecto de ley esta semana.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes