El rey Juan Carlos abdica para 'dar voz' a una nueva generación

Aunque la renuncia del rey Juan Carlos al trono español ha causado estupor en todo el mundo tras hacerse pública esta mañana de lunes, el propio monarca ha reconocido en un discurso televisado que había tomado la decisión de abdicar en favor de su hijo Felipe a principios del mes de enero, coincidiendo con su 76 cumpleaños y poco después de que sus problemas físicos empañaran la celebración de un acto tan simbólico como el de la Pascua Militar.

Según se desprende de las palabras del soberano, la idea de adelantar la coronación del Príncipe de Asturias no solo se debe a la "preparación, madurez y compromiso" que ha exhibido su hijo menor durante sus más de dos décadas ejerciendo el papel de heredero, sino a la necesidad de dar voz a una "generación más joven de españoles, con nuevas energías y con una nueva forma de enfrentar la realidad".

A su juicio, este era el "mejor momento" para materializar una decisión "meditada" desde hacía varios meses.Además de reconocer que el deterioro de su salud y la caída de su popularidad en los dos últimos años han precipitado el cambio en la jefatura del estado, el monarca ha querido agradecer públicamente el apoyo incondicional de su esposa, la reina Sofía, durante sus más de 39 años como representante primordial de la corona española, pero sin olvidarse de que la princesa Letizia ejercerá con la misma maestría las funciones que de ella se esperan en su papel de reina consorte.

"Felipe contará siempre con el apoyo de la princesa de Asturias", ha sentenciado.Pese a los escándalos que han sacudido los dos últimos años de su reinado, en los que no pueden obviarse las acusaciones de fraude fiscal que salpican a su hija Cristina y al marido de esta, Iñaki Urdangarin, así como a la crisis que vivió la institución por el desafortunado accidente del soberano durante una cacería de elefantes en Botsuana; don Juan Carlos ha insistido en su discurso que siempre ha tratado de ser "el rey de todos los españoles" y que siempre guardará a España en "lo más hondo de su corazón", recordando así que su legado como principal impulsor de la constitución y del actual período democrático español resistirá el paso del tiempo.Antes de que el rey explicara a los ciudadanos las razones de su renuncia, el presidente del gobierno español, Mariano Rajoy, anunciaba en una convocatoria de urgencia -a las diez y media de la mañana, hora local- que el rey había decidido ceder la corona a quien próximamente se convertirá en Felipe VI, agradeciendo públicamente la contribución del soberano a la construcción de la mayor etapa de paz y prosperidad vivida en España durante más de un siglo.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Es momento de sentir, nuevamente, la adrenalina. #PonteC7