Juez de Utah se retira del caso de bebé de pareja lesbiana

Un juez de Utah que había ordenado quitar una bebé a una pareja de lesbianas que la cría y fuera entregada a una pareja heterosexual se ha retirado del caso después de que las críticas escalaran a exigencias de que lo destituyan del cargo.

La semana pasada, el juez Scott Johansen revirtió su orden de que se retirara a la bebé de nueve meses de la casa de April Hoagland y Beckie Peirce para entregarla a una pareja casada como habían recomendado trabajadores estatales de bienestar infantil.

No obstante, persistían las preocupaciones de que en la audiencia fijada para el 4 de diciembre el juez pudiera hace que la bebé fuera retirada de la casa de la pareja de lesbianas en Price, a unos 193 kilómetros (120 millas) al sur de Salt Lake City.

La pareja solicitó la recusación del juez. En una orden publicada el lunes, Johansen escribió que aunque la pareja adoptiva carecían de personalidad jurídica en el caso, se retiraría de igual forma.

La juez presidente del tribunal para menores, Mary Manley, se encargará del caso.

En su decisión inicial, Johansen mencionó que según investigaciones, los niños tienen un mejor desarrollo cuando los crían familias heterosexuales. Sin embargo, la Asociación Psicológica de Estados Unidos señaló que no tiene bases científicas la creencia de que los homosexuales y lesbianas carecen de aptitudes para ser padres por su orientación sexual.

El juez se retiró del caso debido a las severas críticas de grupos nacionales defensores de los derechos de las personas homosexuales, del gobernador republicano y de otros sectores.

Un grupo defensor de los derechos de las personas homosexuales presentó una queja ante las autoridades judiciales estatales, en tanto que el grupo de vigilancia Alliance for a Better Utah exigió el lunes a los legisladores estatales la destitución del juez.

Johansen tiene prohibido hablar sobre casos pendientes y no respondió el lunes a una llamada telefónica de The Associated Press para que hiciera declaraciones sobre el particular.

El abogado de la pareja no respondió de inmediato a un mensaje en el que la AP le solicitó que comentara la decisión de Johansen.

Josh Kantor, fundador del grupo progresista Alliance for a Better Utah, dijo que la decisión del juez no cambiará las exigencias del grupo a los legisladores estatales para que Johansen sea destituido del cargo.

"Esta persona tiene como patrón hacer este tipo de cosas indignantes", aseguró Kantor.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes