Kenji Fujimori renuncia al partido que lidera su hermana Keiko en Perú

El popular legislador peruano Kenji Fujimori renunció este jueves a las filas del partido que dirige su hermana Keiko, tras meses de desacuerdos que se profundizaron después de que su padre salió de prisión.

"Con mucha tristeza, tengo el deber de renunciar al Partido Fuerza Popular", escribió en su cuenta de Twitter el hijo menor del expresidente Alberto Fujimori (1990-2000), quien se distanció de las duras posturas opositoras de su hermana y se aproximó al gobierno de Pedro Pablo Kuczynski, cosechando el indulto para su padre en diciembre.

Kenji, de 37 años, dejó el partido un día después de que el exjefe de la constructora brasileña Odebrecht, Jorge Barata, revelara que la empresa había aportado 1,2 millones de dólares para la campaña presidencial de Keiko en 2011.

"El sacrificio de tantas personas por el fujimorismo en todo el Perú, hoy se ve empañado por unos pocos. No dudo de mi hermana, pero el partido ya no tiene autoridad moral. El amanecer, sin embargo, llegará", expresó Kenji, el legislador más votado en las últimas dos elecciones peruanas.

Los desacuerdos entre los hermanos se agudizaron en diciembre cuando Kenji lideró a 10 legisladores de Fuerza Popular (derecha populista) que, desobedeciendo una orden partidaria, se abstuvieron en una votación en el Congreso evitando que Kuczynski fuera destituido.

Tres días después Kuczynski indultó a Alberto Fujimori, quien cumplía una condena de 25 años de prisión por crímenes contra la humanidad, medida interpretada como un triunfo personal de Kenji.

Keiko no se había esmerado en conseguir el indulto por temor a que su padre le disputara la conducción del fujimorismo, según los analistas.

En las últimas semanas, 13 legisladores, incluido Kenji, renunciaron o fueron marginados de la bancada parlamentaria de Fuerza Popular, pero siguieron perteneciendo al partido.

Aunque sigue siendo la principal fuerza política en Perú, con estas marginaciones el partido de Keiko perdió la mayoría absoluta que tenía en el Congreso.

Keiko, de 42 años, fue candidata presidencial en 2011 y 2016, perdiendo en balotajes ante Ollanta Humala y Kuczynski, y está bajo investigación de la fiscalía por los aportes de Odebrecht.

La renuncia de Kenji podría implicar que pretende armar un partido propio y eventualmente competir por la presidencia de Perú en 2021 frente a Keiko.

fj/ja

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes