Kirchner desestima denuncias de corrupción en su contra

BUENOS AIRES (AP). El ex presidente Néstor Kirchner calificó el jueves de "infamias" las acusaciones de corrupción en su contra presentadas ante la justicia por una líder opositora.

"A la infamia no respondo. Es el problema de una persona que ha fracasado en todo", declaró Kirchner a periodistas tras participar de un acto en homenaje al ex presidente Héctor Cámpora en la casa de Gobierno.

La líder de la opositora Coalición Cívica, Elisa Carrió, presentó el miércoles una denuncia contra Kirchner, el ministro de Planificación Julio De Vido y el secretario de Transporte Ricardo Jaime por presunto enriquecimiento ilícito al adjudicar la licitación de obras públicas a "empresarios amigos y testaferros".

De Vido y Jaime ocupan esos cargos desde la gestión de Kirchner (2003-2007) y parte de una pieza clave del gabinete de la actual presidenta Cristina Fernández, que asumió en diciembre pasado.

Estos dos funcionarios manejan, además, los millonarios subsidios que el Estado otorga a las empresas de servicios públicos.

Kirchner --esposo de la presidenta-- descalificó a Carrió por sus dos intentos frustrados de alcanzar la presidencia del país en las elecciones de 2003 y 2007. En estas últimas terminó segunda detrás de Fernández.

"Yo tengo una tranquilidad absoluta. La conciencia moral tranquila ... haber acusado de asociación ilícita a la manga de ladrones que se robaron el país me deja muy tranquila", sostuvo Carrió el jueves, en entrevista con radio América.

Apuntó que "ninguna asociación ilícita en el mundo es tan burda como la de Néstor Kirchner" y que el objetivo de su denuncia es que los acusados "vayan presos y que devuelvan el dinero".

Esta no es la primera vez que el gobierno de Kirchner es salpicado por escándalos de corrupción: en julio del año pasado la ministra de Economía Felisa Miceli renunció al cargo luego de que la justicia comenzara una investigación por el hallazgo en el baño de su oficina de una bolsa con dinero, cuyo origen no pudo explicar.

La justicia también investiga los sobreprecios que habría pagado la empresa sueca Skanska para obtener la obra de ampliación de un gasoducto. Según los informes, esos sobreprecios, pagados con facturas apócrifas a empresas inexistentes, habrían estado destinados al pago de sobornos a funcionarios.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes