Llamados a la venganza y banderas norcoreanas quemadas en Seúl

SEÚL ( AFP). Manifestantes quemaron el miércoles en Seúl banderas de Corea del Norte y pidieron firmes represalias un día después de un ataque norcoreano con obuses que causó la muerte a dos soldados y dos civiles en una isla surcoreana.

Algunas decenas de manifestantes congregados cerca de la embajada de Estados Unidos pidieron a China que se uniera a las demás potencias y condenara el ataque.

" China debe dejar de proteger a Corea del Norte y sumarse a la comunidad internacional", afirmó Park Chan-Sung, organizador de la manifestación.

" Nuestro gobierno debe ejercer firmes acciones de revancha contra Corea del Norte", añadió.

China, uno de los escasos aliados de Corea del Norte, solamente expresó su " preocupación" tras el ataque norcoreano, pero no condenó a Pyongyang.

Además, ante el ministerio de Defensa surcoreano, más de un centenar de manifestantes pidieron " venganza" y quemaron retratos del dirigente norcoreano Kim Jong-Il y de su hijo y posible sucesor Kim Jong-Un.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes