Merkel defiende el proyecto europeo al ser investida honoris causa en Bélgica

La canciller alemana, Angela Merkel, pronunció hoy un discurso de marcado carácter europeísta al ser investida doctora "honoris causa" por las universidades belgas de Gante y Lovaina, entre otros motivos, por su contribución a la construcción europea.

"Europa no es la Comisión Europea o el Consejo Europeo: es nosotros, es vosotros, todos vosotros. Juntos somos Europa", dijo durante su intervención Merkel, a la que también se reconoció por su aportación a la reunificación de Alemania, su audacia en la gestión de la crisis de los refugiados, su compromiso con la libertad y su ejemplo de liderazgo para las mujeres.

Merkel agradeció el "gran honor" de haber sido distinguida por "dos universidades tan comprometidas con el ideal humanista" y, en una ceremonia que se desarrolló en el distrito de Anderlecht de Bruselas, ciudad sede de las instituciones de la Unión Europea (UE), insistió en que la idea de Europa se fundamenta en "el intercambio", "el debate" y "la controversia".

"Haced la Unión del mañana. No nos podemos permitir la indiferencia", instó Merkel a un auditorio en el que estaba el primer ministro de Bélgica, Charles Michel, quien alabó la "fuerza", las "convicciones europeas" y el "elevado sentido del interés general" de la canciller.

Horas antes, en Luxemburgo, la política alemana se había reunido con el primer ministro de ese país, Xavier Bettel, y en rueda de prensa pidió unidad a los miembros de la Unión Europea durante la negociación con el Reino Unido sobre su salida de la UE.

"Estamos absolutamente de acuerdo en que no podemos dividirnos", afirmó Merkel, quien en esa misma intervención defendió la libertad de movimiento en el espacio sin fronteras Schengen, si bien subrayó que sus Estados miembros deben "aprender a proteger" los límites exteriores, también como medida de protección contra el terrorismo.

"Si no lo conseguimos, cada país instalará sus propios controles fronterizos y entonces la libertad de movimiento no será posible", advirtió.

El título honorífico que recibió la canciller alemana en Bruselas fue criticado por el grupúsculo de extrema derecha belga Mouvement Nation, que organizó una protesta en las proximidades del auditorio.

"Consideramos que Angela Merkel tiene una responsabilidad flagrante en los actos terroristas que han tenido lugar en los últimos meses en Europa porque (...) ha dejado que la oleada migratoria penetrase en Alemania y, por tanto, en Europa", declaró a Efe el líder de la ultraderecha francófona belga, Hervé Van Laethem.

Luego la canciller se reunirá con el rey Felipe de Bélgica, un encuentro en el que, de acuerdo con la agenda de Palacio, tratarán sobre terrorismo, el referéndum británico sobre la salida del Reino Unido de la Unión Europea, el aumento del extremismo, la inmigración y las relaciones entre Europa y Rusia.

Merkel culminará su visita no oficial a Bruselas con una entrevista con el primer ministro que servirá, según información difundida por el Gobierno belga, para preparar informalmente la cita de los 27 jefes de Estado y Gobierno de la UE sin el Reino Unido del 3 de febrero en Malta y la cumbre a inicios de marzo en la capital italiana para conmemorar el 60 aniversario del Tratado de Roma.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Es momento de sentir, nuevamente, la adrenalina. #PonteC7