Miles de turcos europeos viajan a Sarajevo para un mitin electoral de Erdogan

Miles de turcos de la diáspora acuden hoy a Sarajevo, la capital bosnia, donde el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, celebrará un mitin electoral después de que varios países europeos lo vetasen en su territorio.

Bosnia-Herzegovina se convierte así en el escenario de lo que parece la única cita de Erdogan con sus seguidores en Europa, cuando faltan apenas 5 semanas para las elecciones anticipadas de Turquía, fijadas para el 24 de junio.

El mandatario turco fue recibido al mediodía en Sarajevo por Bakir Izetbegovic, líder del partido nacionalista bosniomusulmán SDA y copresidente musulmán de la jefatura colegiada bosnia (integrada también por un serbio y un croata).

Erdogan viajó a Sarajevo junto a varios ministros que tratarán con los representes bosnios de varios proyectos regionales de infraestructura, como la construcción de la autopista entre la capital bosnia y Belgrado, que será financiada por Turquía, informan los medios locales.

El presidente turco asiste en Sarajevo al VI congreso de la Unión de Demócratas Turco-Europeos que tiene lugar en un pabellón deportivo y al que asisten representantes de Alemania, Austria, Bélgica, Holanda, Suiza y otros naciones europeas, así como de los países balcánicos.

Se espera la presencia de unas 15.000 personas, y quienes no puedan entrar en el pabellón podrán seguir el discurso de Erdogan en una gran pantalla instalada al frente para la ocasión.

La policía de Sarajevo ha reforzado su despliegue en las calles de la capital, y algunas arterias del centro han sido cerradas al tráfico.

La ciudad rebosa hoy de carteles de bienvenida a Erdogan en bosnio y turco, en los que destacan su imagen y las banderas turca y bosnia, y muchos de los invitados al congreso llevan banderas turcas y bufandas con fotos de Erdogan, camino del pabellón.

También hoy, Erdogan será nombrado hoy doctor "honoris causa" de la Universidad Internacional de Sarajevo, una universidad privada propiedad de unos ciudadanos de Turquía.

Su esposa, Emine Erdogan, asistirá a la inauguración del Departamento de hematología de un centro clínico local, financiado por donaciones de Turquía.

Algunos analistas bosnios consideran que la visita de Erdogan y sus relaciones cercanas con Izetbegovic supondrán un gran apoyo a éste y su partido ante las elecciones generales previstas para el próximo octubre en Bosnia-Herzegovina.

Turquía lleva años fortaleciendo su presencia en países balcánicos con población musulmana como Bosnia-Herzegovina, Kosovo o Albania, en lo que los analistas consideran una política "neootomana".

Representantes políticos de los colectivos croatas y serbios de Bosnia han declarado que la visita de Erdogan a Sarajevo es bienvenida si no se inmiscuye en los asuntos internos del país y si no refuerza las/alf divisiones.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes