Muere hijo de vicepresidente de EEUU de cáncer cerebral

Era el hijo privilegiado de un senador y dos veces vicepresidente de Estados Unidos, pero Joseph R. "Beau" Biden III no desconocía la adversidad personal.

Cuando tenía tres años, apenas unas semanas después de la elección de su padre, Joe Biden, al Senado, Beau sufrió heridas graves en un accidente automovilístico en el que murieron su madre y su hermanita. Era 1972 y su padre prestó juramento como senador encontrándose junto a su lecho en el hospital.

Cuando era estudiante universitario, poco después que la campaña presidencial de su padre en 1987 se derrumbó entre denuncias de plagio, se encontró nuevamente en el hospital junto con otros familiares mientras a Joe Biden lo operaban de un aneurisma que podía matarlo.

Y después de iniciar con éxito su propia carrera política, Beau Biden tuvo problemas de salud. En 2010, a sus 41 años, sufrió un incidente cerebrovascular leve.

El sábado, Beau Biden murió del cáncer de cerebro que le habían diagnosticado hacía menos de dos años. Tenía 46 años.

Aunque fue dos veces secretario de Justicia, Biden hijo nunca cumplió el sueño de muchos observadores políticos en Delaware de que seguiría los pasos del padre como senador nacional, acaso incluso gobernador.

Efectivamente, tenía el plan de disputar la gobernación en 2016. Lo anunció en abril de 2014, en un correo electrónico a sus partidarios en el cual también dijo que no se presentaría a reelección como secretario de Justicia de Delaware.

El anuncio sorprendió al mundo político de Delaware a la vez que suscitó interrogantes sobre su salud. Durante los meses siguientes mantuvo una presencia discreta y rechazó los pedidos de entrevistas de la prensa.

"Creo que se hubiera presentado. Creo que hubiese ganado", dijo el gobernador demócrata de Delaware, Jack Markell. Añadió que habló por última vez con Beau en febrero, para invitarlo a una reunión de gobernadores demócratas en Washington.

Además de abogado y funcionario público, Beau Biden era mayor de una unidad de la Guardia Nacional que fue a Irak en 2008.

Era casado y padre de dos hijos.

Markell ordenó izar las banderas a media asta en Delaware.

Se desconocían las disposiciones para su funeral.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Es momento de sentir, nuevamente, la adrenalina. #PonteC7