Negocian en Etiopía la paz en Sudán del Sur

Los negociadores de las dos facciones beligerantes de Sudán del Sur llegarán el miércoles por la noche a Etiopía en busca de una solución dialogada, mientras un alto funcionario de las Naciones Unidas pidió en esa nación a ambas partes que "rescaten al país del abismo".

La lucha continuaba el miércoles en la ciudad de Bor, en Sudán del Sur, una vía de acceso a la capital, Yuba, dijo un funcionario gubernamental. Bor se encuentra a 120 kilómetros (75 millas) de Juba.

Bor, capital del estado de Jonglei, es el centro de la violencia étnica nacida de la rivalidad política entre el presidente Salva Kiir y el depuesto vicepresidente Riek Machar, el líder insurgente acusado de organizar un fracasado golpe de estado.

Más de 1.000 personas han muerto a causa de la violencia, según la ONU.

Machar dijo el martes que enviará sus fuerzas de Bor a Yuba, pero esa amenaza fue descontada por Hilde Johnson, representante de las Naciones Unidas en Sudán del Sur, para quien "debemos considerar las citas con cierto recelo en estos momentos".

Las fuerzas partidarias de Machar en Bor al parecer han adoptado posiciones defensivas, dijo Johnson. La lucha en Bor ha desplazado a unas 60.000 personas, la última crisis humanitaria del país.

"El primero de enero, el país se encuentra en una encrucijada, pero puede ser salvado de una escalada importante de la violencia", dijo Johnson, que pidió a Kiir y Machar que usen el nuevo diálogo para encaminarse hacia la paz. "Pueden rescatar al país del abismo".

La ONU está "profundamente preocupada" ante las crecientes pruebas de graves violaciones del derecho internacional humanitario, incluyendo las muertes extrajudiciales de civiles y soldados capturados, indicó el martes, El cálculo del organismo mundial de 1.000 muertos fue emitido hace unos días, y al parecer el número de muertes es mayor como resultado de la nueva lucha en el país, incluyendo en Bor.

El ministro de Relaciones Exteriores de Sudán del Sur, Barnaba Marial Benjamin, consideró el miércoles Bor una zona de guerra.

Las fuerzas gubernamentales se retiraron de zonas de Bor ante el temor de matar a los "muchachos" que nutren las filas insurgentes, dijo un analista.

Los militares de Sudán del Sur "recibieron orden de retirarse", dijo Edmund Yakani, director ejecutivo del grupo Comunidad Reforzada para el Progreso, con sede en Yuba, en base a las fuentes contactadas en Bor.

___

Muhumuza informó desde Kampala, Uganda.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Es momento de sentir, nuevamente, la adrenalina. #PonteC7