Niegan libertad a sacerdote que mató a monja

ETIQUETAS

Una corte federal rechazó la solicitud de un sacerdote católico que fue sentenciado por el asesinato de una monja en 1980 y que quería pasar sus últimos días de vida en su natal Ohio.

El abogado del padre Gerald Robinson le había dicho a la corte que el padre había estado en un hospital para enfermos terminales de una prisión de Columbus desde finales de mayo, después de sufrir un ataque al corazón, por lo que desea morir en Toledo. Pidieron a la corte que liberara a Robinson para que fuera cuidado por su hermano y su cuñada.

El juez federal de distrito James Gwin rechazó la solicitud el miércoles, pues concluyó que su corte no tiene la jurisdicción para otorgar una liberación humanitaria. El fallo de Gwin dijo que Robinson no puede obtener esa liberación bajo la ley federal vigente.

Se dejó un mensaje con el abogado de Robinson, Richard Kerger, quien dijo que su cliente podría vivir un mes o dos más.

La ley de Ohio no permite que un asesino convicto que no puede obtener libertad condicional sea liberado para reducir su dolor y sufrimiento. La oficina del gobernador John Kasichoff ha dicho que no puede hacer nada al respecto.

Robinson fue sentenciado en 2006 por matar a la hermana Margaret Ann Pahl durante el fin de semana de pascua en un hospital de Toledo donde trabajaban. Cumple una sentencia a 15 años sin posibilidad a libertad bajo palabra, pero afirma su inocencia.

Según los historiadores este es el único caso documentado de un padre católico que ha matado a una monja. Robinson fue arrestado 24 años después de que Pahl apareció apuñalada y estrangulada. Según los fiscales Robinson estaba furioso por el carácter dominante de Pahl y tenían una mala relación.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Es momento de sentir, nuevamente, la adrenalina. #PonteC7