Norcorea dispara misil a aguas de zona económica de Japón

Corea del Norte lanzó el lunes un misil balístico de corto alcance que cayó en aguas de la zona económica de Japón, dijeron funcionarios. Es el más reciente de una serie de lanzamientos registrados en momentos en que Norcorea busca construir misiles intercontinentales con ojiva nuclear capaces de llegar a territorio continental estadounidense.

El supuesto misil tipo Scud que fue lanzado desde el poblado costero de Wonsan recorrió cerca de 450 kilómetros (280 millas), declaró en un comunicado el Estado Mayor Conjunto de Corea del Sur. El misil balístico intercontinental (ICBM, por sus iniciales en inglés) cayó en aguas de la zona económica marítima exclusiva de Japón, ubicado a unas 200 millas náuticas de la costa japonesa, señaló Yoshihide Suga, secretario de gabinete japonés. Agregó que no hubo reporte inmediato de daños a aviones o embarcaciones en el área.

Este lanzamiento también podría ser una demostración de la capacidad que tiene Corea del Norte para atacar soldados de Estados Unidos y Corea del Sur en la región.

Debido a que la prueba del lunes - el noveno lanzamiento de misil balístico que Norcorea realiza este año - fue aparentemente uno de muchos misiles confiables de corto alcance que Pyongyang posee, podría haber sido lanzado más para enviar un mensaje militar y político que como una prueba crucial de tecnología que todavía no han perfeccionado.

El mensaje está abierto a interpretaciones, pero algunas personas ven que Norcorea está determinada en ignorar la presión liderada por Estados Unidos, que ha incluido amenazas vagas del presidente Donald Trump y la llegada de poderosos materiales militares estadounidenses a aguas coreanas. También podría ser que Norcorea quiere demostrar que puede atacar objetivos estadounidenses cercanos y lejanos. Los Scuds son capaces de atacar soldados estadounidenses en Corea del Sur, por ejemplo, y dos misiles recientemente desarrollados que fueron probados este mes tienen alcances potenciales que podrían llegar a Japón, Guam e incluso, de acuerdo con algunos analistas surcoreanos, Alaska.

Se cree que Corea del Norte aún está a varios años de su objetivo de ser capaz de atacar ciudades en la parte continental de Estados Unidos con un ICBM nuclear. Pero cuenta con un fuerte arsenal de misiles de corto y mediano alcance y trabaja para perfeccionar sus misiles de más largo alcance.

De momento la prensa estatal norcoreana no ha ofrecido comentarios. Pero un día antes, Corea del Norte indicó que su líder Kim Jong Un había atestiguado la prueba exitosa de un nuevo tipo de sistema de arma guiada contra aeronaves. El reporte no reveló cuándo se realizó la prueba.

La Agencia Noticiosa Central Coreana citó a Kim ordenando a funcionarios que produzcan el sistema masivamente y lo envíen por todo el país para "arruinar totalmente el sueño loco del enemigo de tener el dominio aéreo".

Los programas nuclear y de misiles de Corea del Norte son quizá los retos más grandes de política exterior para los nuevos líderes de Washington y Seúl.

En sus declaraciones públicas, Trump ha alternado belicosidad y adulación. Pero su gobierno aún trabaja para solidificar una política para hacer frente a las ambiciones nucleares de Corea del Norte.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Es momento de sentir, nuevamente, la adrenalina. #PonteC7