Noreste de EU padece nieve, lluvia y viento

FILADELFIA ( AP). Una tormenta invernal se movía pesadamente el viernes por la costa atlántica, arrojando una enorme cantidad de nieve, lluvia con potencial de crear inundaciones, y fuertes vientos de cerca de 80 kph (50 mph) en el noreste del país, y ha privado ya de electricidad por lo menos a medio millón de personas, además de contribuir al incendio de un hotel en Nueva Hampshire, e interrumpir el tránsito aéreo y por carretera en toda la región.

Los cortes de electricidad fueron tan generalizados en Nueva Hampshire que incluso el Centro de Operaciones de Emergencia de ese estado funcionaba con la ayuda de un generador. El viento en la región superaba los 80 kph (50 mph).

El servicio de electricidad de Nueva Hampshire dijo que por lo menos 237,000 clientes perdieron la electricidad y agregó que pasarán días antes de que sea restaurada plenamente.

Las autoridades en Massachusetts dijeron que la tormenta dejó sin electricidad a unos 100,000 hogares y empresas a primera hora del viernes, la mayor parte en la zona nororiental del estado. En Nueva York fueron 200,000 y 25,000 en Vermont. Más de 1,500 corrieron la misma suerte en Nueva Jersey.

En la ciudad de Nueva York, antes del amanecer habían caído ya 25 centímetros (10 pulgadas) de nieve y los meteorólogos pronosticaron más durante el día. Un hombre murió en el Parque Central al caerle un árbol encima por el peso de la nieve, y lo de los tres fallecimientos atribuidos a la tormenta.

El alcalde Mike Bloomberg, quien el jueves advirtió que permanecerían abiertas las escuelas municipales, cambio de parecer el viernes y ordenó su cierre, el segundo día en un mes que lo hace, pero sólo el cuarto en seis años.

En Nueva Jersey, la autoridad del transporte público, New Jersey Transit, canceló la totalidad del servicio de autobuses en la mitad norte del estado antes de comenzar la hora punta de la mañana. Las oficiales estatales abrieron en ese estado con un retraso de dos horas.

En Hampton, Nueva Hampshire, el viento hizo que se propagara el incendio que comenzó en un hotel playero desocupado, y las llamas dañaron otros 8 negocios más, dijo el capitán de los bomberos David Lang. No hubo heridos y no ha sido establecida la causa del siniestro.

La tormenta invernal más reciente podría arrojar más de 60 centímetros (dos pies) de nieve en algunas áreas y empujar vientos poderosos potencialmente dañinos que podrían dificultar las labores de limpieza.

El Servicio Meteorológico Nacional señaló que se espera que una potente zona de baja presión permanezca frente a Long Island el viernes antes de moverse lentamente hacia el sur de Nueva Inglaterra debilitándose el sábado.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes