Nuevas demoras en limpieza de planta de Fukushima

El gobierno de Japón aprobó el martes una revisión de su plan de 30-40 años para desmantelar la planta nuclear de Fukushima, demorando por tres años el retiro de varas radiactivas almacenadas en dos de los tres reactores dañados por el terremoto y el tsunami del 2011.

A seis años y medio desde el desastre, la cantidad de agua contaminada que debe ser sacada y tratada cada día ha decrecido considerablemente y robots han provisto imágenes limitadas de combustible fusionado dentro de los reactores. Aun así, se desconoce la ubicación exacta del combustible fusionado y aún se están desarrollando robots que puedan soportar la alta radiación por tiempo prolongado.

Entre los mayores riesgos en la planta están 1.573 unidades de varas de combustible, cada una con decenas de varas, que son enfriadas con agua en piscinas de almacenamiento que no están encerradas dentro de los edificios de los reactores. El operador de la planta, Tokyo Electric Power Co., había planeado comenzar a mudarlas a un lugar de almacenamiento seguro, pero el nuevo plan dice que se necesitan tres años más para las Unidades 1 y 2. Incluyendo las demoras hechas en revisiones previas, el plan para retirar las varas está ahora retrasado seis años. Las labores en la Unidad 3 deberán comenzar el próximo año y se espera que tomen dos años.

Naohiro Masuda, jefe del desmantelamiento de Fukushima para TEPCO, dijo que los retrasos son resultado de daños previamente desconocidos en las áreas de los estanques de almacenamiento y la necesidad de mayor descontaminación.

Reconoció que el plan de limpieza de 30-40 años pudiera “no sonar convincente debido a los imprevistos y no hemos encontrado la mayor parte del combustible fusionado” en los reactores. Pero dijo que es importante fijar un plazo para el desarrollo de tecnología necesaria y trabajar con ese objetivo.

El plan de desmantelamiento, en su segunda revisión desde el desastre, aún prevé el inicio de la retirada de todo el combustible fusionado para el 2021, sobre la base de concusiones sobre métodos más eficientes.

Pero el plan sigue careciendo de detalles sobre la duración del proceso de retiro de combustible fusionado, cómo será almacenado el desperdicio radiactivo y el status final de la planta.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Es momento de sentir, nuevamente, la adrenalina. #PonteC7