Nuevo canciller brasileño anuncia énfasis en Suramérica

BRASILIA (AP). El diplomático Antonio Patriota se comprometió a poner énfasis en las relaciones de Brasil con sus vecinos suramericanos, al asumir el domingo como nuevo ministro de Relaciones Exteriores de Brasil.

Al recibir la jefatura de la diplomacia brasileña de manos de Celso Amorim, Patriota citó en particular la importancia de las relaciones con Argentina, aunque anticipó que cada país del entorno suramericano recibirá atención especial.

Patriota, un diplomático de carrera de 56 años, fue escogido por la presidenta Dilma Rousseff para encabezar el ministerio en el cual sirvió los últimos dos años como secretario general (viceministro) y previamente como embajador en Washington.

Antes de su investidura, Patriota participó de un encuentro de Rousseff con el presidente de Uruguay, José Mujica, y anticipó que los dos gobernantes tendrán encuentros trimestrales como los que mantuvo el mandatario saliente, Luiz Inácio Lula da Silva, con los líderes de Argentina, Cristina Fernández; Bolivia, Evo Morales; y Venezuela, Hugo Chávez.

"Nos compete completar la transformación de América del Sur en un espacio de integración humana, física y económica, donde el diálogo y la concertación política se encarguen de preservar la paz y la democracia", dijo en el discurso en que asumió el cargo en presencia de cancilleres regionales y autoridades brasileñas.

"Central a este emprendimiento es la relación Brasil-Argentina, que vive un momento de plenitud y avanza en áreas como la cooperación espacial y los usos pacíficos de la energía nuclear", agregó.

Tras señalar que cada país suramericano recibirá de su parte una atención crecientemente diferenciada, llamó a los naciones de la región a intensificar el conocimiento mutuo.

"Nuestro destino común exige que conozcamos mejor la historia, la demografía, el potencial económico y la cultura uno del otro, desde Tierra del Fuego (Argentina) hasta Isla Margarita (Venezuela)", acotó Patriota.

Pese a este énfasis en el vecindario suramericano, el nuevo ministro adelantó que no habrá detrimento a las relaciones con otras áreas del mundo.

Bajo el ministro saliente, Amorim, Brasil fortaleció su posicionamiento en el escenario internacional, convirtiéndose en interlocutor clave en los grandes asuntos mundiales, desde el calentamiento global hasta la crisis en Medio Oriente.

Amorim, quien acompañó a Lula en sus ocho años de mandato, fue el canciller brasileño con más tiempo en el cargo.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes