Obama puede esperar elogios en gala de Clooney tras declaraciones

LOS ÁNGELES, ( AFP). El presidente estadounidense Barack Obama puede esperar entusiastas elogios este jueves por su apoyo al matrimonio gay en la cena para recaudar fondos para la campaña de reelección que George Clooney, estrella de Hollywood e ícono de causas liberales, organiza en su propia casa.

Apodado " Starmageddon", el evento en la lujosa mansión de Clooney en Studio City, al norte de Los Ángeles, reunirá a la crema de Hollywood con lo más granado de Washington, y engrosará en hasta 15 millones de dólares las arcas de Obama seis meses antes de los comicios.

Cada comensal pagará 40.000 dólares para entrar a la exclusiva velada, el último de una serie de eventos millonarios para sustentar la cara maquinaria electoral.

Para los partidarios menos pudientes, la campaña de Obama hizo un sorteo de entradas en línea, en el que por apenas tres dólares se podía tener la chance de sentarse a la mesa junto al anfitrión y al homenajeado.

Algunos medios de comunicación informaron que el evento recaudará de 12 a 15 millones de dólares para la campaña de reelección de Obama, ya enfrentado ferozmente con el candidato presidencial republicano Mitt Romney.

Los fondos de Obama ya se engrosaron de manera considerable el jueves con la decisión del mandatario de apoyar públicamente el matrimonio entre homosexuales, con la que recuperó parte del entusiasmo de la base liberal, atenuado desde su campaña de 2008.

Acaudalados gays y lesbianas, muchos de los cuales se concentran en California, y son sustento de Hollywood, integran una parte muy importante de la base de donantes del presidente, y aplaudieron sus comentarios el miércoles.

" Para mí, a título personal, es importante decir que yo pienso que las parejas del mismo sexo deberían poder casarse", afirmó Obama el miércoles durante una entrevista a la cadena de televisión ABC.

El productor de televisión Norman Lear dijo al diario The New York Times que la declaración de Obama hizo que él y su esposa Lyn donaran el máximo permitido de 40.000 dólares cada uno para la campaña de reelección.

Hollywood es una fuente tradicional de financiación y adulación de los presidentes demócratas, pero ha habido persistentes reportes de que la meca del cine no se siente tan tenida en cuenta por Obama como quisiera.

Muchos recuerdan en California la atención prodigada por el ex presidente Bill Clinton y la industria del entretenimiento fue la principal fuente de financiamiento para su mujer Hillary cuando ésta se postulaba en contra de Obama por la nominación demócrata en 2008.

Cualquier distancia entre Obama y Hollywood probablemente se reduzca ahora tras la declaración sobre los derechos de los homosexuales, y el hecho de que muchos en el mundo del espectáculo ven a Romney, que se opone al matrimonio gay, como un conservador extremo.

Los republicanos aprovecharon esta gala de Obama con las estrellas para afirmar que la " Celebridad en jefe" estaba lejos del estadounidense común y corriente.

" Con la clase media estadounidense recuperándose de los efectos del fallido liderazgo de Obama, ni siquiera la magia de Hollywood puede ocultar la verdad", dijo el presidente del Comité Nacional Republicano, Reince Priebus en el blog conservador Red State.

" Con un primer mandato tan desastroso, no podemos darnos el lujo de ver el segundo, porque si algo hemos aprendido de Hollywood es que la secuela es siempre peor", señaló.

La cena para 150 personas en la mansión de 700 m2 de Clooney será probablemente el evento de recaudación de fondos más lucrativo para una campaña que ya ha recaudado más de 200 millones de dólares para las elecciones de noviembre.

El actor, productor y galán ha sido un abierto partidario del presidente, y asistió a una cena de Estado en honor del primer ministro británico, David Cameron, en la Casa Blanca en marzo.

Clooney ha tenido oportunidad de debatir con el mandatario sus causas favoritas, incluido el genocidio en Darfur.

El actor de 51 años saltó a la fama en 1994 con la serie de televisión "ER". Nominado siete veces al Oscar, se llevó la estatuilla a mejor actor de reparto por su thriller de espionaje "Syriana" en 2005, mientras que su drama familiar "The Descendants" ganó este año como mejor guión adaptado.

Su estatura política quedó en evidencia en su película en negro y blanco "Good Night and Good Luck" (2005) sobre el abuso de poder del gobierno, así como en el thriller sobre las elecciones primarias " Ides of March" (2011).

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes