Obama rinde homenaje a Martin Luther King; visita soldados

WASHINGTON (AP). Grandes multitudes acudieron hoy lunes a esta capital, en vísperas de la juramentación de Barack Obama como 44° presidente de Estados Unidos, mientras el país rendía homenaje al asesinado líder de los derechos civiles Martin Luther King hijo. Obama pidió que se rinda homenaje a King a través del servicio voluntario en favor de otras personas.

"Mañana (martes) estaremos unidos como un solo pueblo, en el mismo lugar donde el sueño del doctor King todavía resuena", dijo Obama en un comunicado.

También, hoy, Obama visitó el hospital Walter Reed de las fuerzas armadas para saludar a soldados heridos en combate. La visita no había sido anunciada previamente.

Entretanto, en su último día en la Casa Blanca, el presidente George W. Bush hizo llamadas telefónicas al primer ministro de Rusia Vladimir Putin y a otros líderes mundiales para agradecerles por su colaboración en el curso de sus ocho años como gobernante.

A su vez, el secretario de Defensa Robert Gates recibió órdenes de no participar en los festejos de juramentación del martes, "a fin de asegurar la continuidad del gobierno", dijo Dana Perino, vocera de Bush.

Gates continuará en el cargo por decisión de Obama, y es una de las personas en línea en la sucesión presidencial. Es tradicional que uno de los funcionarios de un nuevo gobierno permanezca al margen de las ceremonias en caso de un ataque calamitoso.

En las calles, grandes pantallas exhibían difusiones en vivo de emisoras de televisión, atrayendo a multitudes de curiosos.

"Hoy, celebramos la vida de un predicador que, hace más de 45 años, compartió a la sombra de Lincoln el sueño de nuestra nación", dijo Obama en su comunicado.

La vida de King, dijo el presidente electo, "fue una vida puesta al servicio de otros, con amor".

El domingo, tras una celebración a la sombra del monumento a Abraham Lincoln _un fuerte oponente de la expansión de la esclavitud en los Estados Unidos_, Barack Obama moldeó su día final como presidente electo en torno a la de King, otra figura gigantesca en la historia de Estados Unidos.

Obama participó el lunes en un proyecto de renovación comunitaria en la zona de Washington para rendir homenaje a King. El lunes se conmemoran en Estados Unidos a nivel federal los 80 años del nacimiento de King, que predicó la resistencia pacífica y la igualdad entre las razas.

Muchos consideran que King abrió el camino al surgimiento de Obama, que el martes se convertirá en el primer presidente negro de Estados Unidos. Otros discrepan con esa aseveración, señalando que Obama nunca estuvo vinculado al movimiento de defensa de los derechos civiles en este país.

Tampoco su origen coincide con el de los dirigentes del movimiento, cuyos antepasados fueron esclavos. El padre de Obama nació en Kenia, y también sus antepasados nacieron y murieron en Africa.

El vicepresidente electo, Joe Biden, también participó hoy lunes en el servicio voluntario, así como su esposa, Jill, y la esposa de Obama, Michelle.

Las celebraciones comenzaron el sábado con una travesía en tren de Obama desde Filadelfia a Washington, siguiendo el recorrido que tomó Abraham Lincoln en 1861, poco antes de estallar la guerra civil.

El domingo, Obama advirtió que llevará "más de un año" el resolver los desafíos económicos y de otra índole que enfrenta su país, pero buscó también dar un mensaje de aliento ante miles de personas jubilosas en un concierto, al destacar que "todo es posible en Estados Unidos".

Los asesores de Obama dijeron que el presidente electo preparaba un discurso de juramentación que enfatizaría en los temas de la responsabilidad y la rendición de cuentas, y pronosticaron que dedicaría su primera semana en el cargo al tema de la recuperación económica, a poner en marcha una retirada de las fuerzas de Irak en 16 meses y a establecer un código de ética para su gobierno.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes