Países de AL se oponen a caza furtiva de vicuñas

Bolivia, Chile, Perú, Argentina y Ecuador están en contra la caza de furtiva y contrabando de vicuñas por lo que acordaron reforzar el control en las fronteras para evitar la venta ilegal del animal, se informó este sábado.

Se calcula que el kilo de lana de la vicuña se vende en más de 400 dólares, según el Programa Nacional de la Vicuña en Bolivia.

Sin embargo, existen comunidades enteras que se dedican a la esquila de la lana de la vicuña, pero no lo matan.

El año pasado, Bolivia exportó 373.000 kilos de fibra por un valor de 2,9 millones de dólares, casi tres veces más que en 2009.

Las vicuñas, de la familia de los camélidos, viven en las punas y el altiplano, teniendo a Perú como el mayor productor con 208.899 cabezas, le sigue Bolivia que tiene 136.000, Argentina más de 63.000, Chile 60.000 y Ecuador 5.000.

Ecuador no tiene el problema de la caza porque las vicuñas habitan un parque que está controlado.

Sin embargo en los otros países "la caza furtiva y el contrabando de la vicuña es fuerte... Ante esta problemática se coordinan estrategias y mecanismos de control", declaró a La Razón la directora de Biodiversidad y Áreas Protegidas del Ministerio de Agua y Medio Ambiente, Teresa Pérez.

Esta semana en La Paz se realizó una reunión técnica para proteger a la vicuña, el donde los países asistentes coincidieron combatir el mercado ilegal.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Es momento de sentir, nuevamente, la adrenalina. #PonteC7