Papa va a Australia a reunirse con la juventud

CIUDAD DEL VATICANO (AP). El papa Benedicto XVI inicia el sábado un viaje de diez días a Australia, la más larga peregrinación de su papado que pondrá a prueba la resistencia del pontífice de 81 años.

Decenas de miles de jóvenes peregrinos aguardan su llegada.

Aunque sus asistentes dijeron que Benedicto goza de buena salud, el Vaticano parecía hacer todo lo posible para asegurarse de que el Papa estuviese en buenas condiciones para el Día Mundial de la Juventud.

Casi sin aviso, el miércoles canceló la audiencia semanal del pontífice y casi todas sus demás reuniones para permitirle todo el descanso posible.

Incluso postergó una anticipada audiencia con Ingrid Betancourt, quien fue liberada recientemente después de haber estado durante seis años como rehén de las guerrillas colombianas y que manifestó el deseo de ver al Papa.

A la llegada del pontífice a Sydney después de más de 20 horas de vuelo _con una breve escala de reabastecimiento de 90 minutos_ pasará tres días descansando en un centro de estudio católico en Kenthurst, en las afueras de Sydney.

"No se anticipa que saldrá del centro" durante ese período, dijo su vocero Federico Lombardi.

Benedicto asistirá al festival mundial de la juventud, que se realiza cada dos años y atrae a cientos de miles de jóvenes católicos. Fue iniciado por Juan Pablo II, quien lo consideraba esencial para que el Papa hiciera llegar su voz a la juventud.

Después de suceder a Juan Pablo hace tres años, Benedicto dijo dudar de que fuera a hacer muchos viajes largos. Pero llovieron las invitaciones de líderes mundiales.

El Vaticano no suele suministrar información sobre la salud papal por razones de intimidad. Pero con la excepción de una leve tos crónica, Benedicto parece sano y nunca ha cancelado un acto planeado por motivos de salud.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes