Pérdida de Mosul es un "golpe decisivo" al Estado Islámico

La pérdida de Mosul es un "golpe decisivo" para el grupo Estado Islámico (EI), pero no marca el final de la guerra contra los yihadistas, advirtió este lunes la coalición liderada por Estados Unidos.

"Esta victoria por sí sola no elimina [al EI] y todavía queda una dura lucha por delante. Pero la pérdida de una de sus dos capitales, una joya de su proclamado califato, es un golpe decisivo", declaró el teniente general Stephen Townsend, comandante de la coalición antiyihadista liderada por Washington, en un comunicado.

Tras casi nueve meses de combates, las fuerzas iraquíes proclamaron el domingo la victoria sobre los yihadistas en la segunda ciudad del país, que el grupo EI había conquistado en 2014.

El lunes, el ejército iraquí trataba de acabar con el último reducto de resistencia yihadista en la Ciudad vieja de la segunda urbe del país.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes