Piden en Alemania desmantelar plantas nucleares

BERLIN ( AP). Empresas de servicio público de Alemania quieren un desmantelamiento "veloz y completo" de las plantas de energía nuclear ante las consecuencias desastrosas del terremoto y posterior tsunami en los reactores nucleares de Fukushima en Japón, dijo su organización coordinadora.

La tecnología debe dejar de utilizarse para el 2020 o a más tardar el 2023, dijo el viernes la Asociación Alemana de Industrias de Agua y Electricidad (BDEW por sus iniciales en alemán) después de una reunión de su junta directiva.

Hasta este día, la organización había apoyado totalmente a la energía nuclear, pero los acontecimientos en Japón ocasionaron el dramático cambio de postura.

El grupo pidió al gobierno poner todo en movimiento para acelerar la transición hacia un mezcla de energía estable, costeable y ecológicamente responsable sin generación nuclear.

"La catástrofe en los reactores de Fukushima marca una nueva era y por lo tanto la BDEW exige una salida rápida y completa de la utilización de energía nuclear", señaló el grupo en un comunicado.

La asociación representa aproximadamente 1,800 empresas de servicio público, entre ellas las operadoras de los 17 reactores nucleares el país. Pero los dos operadores más grandes, E.ON AG y RWE AG, dijeron después de la votación que se oponían a la decisión.

Carsten Thomsen-Bendixen, vocero de E.ON, dijo que el operador se oponía a la decisión, mientras que el portavoz de RWE señaló: "Estamos explícitamente contra establecer una fecha precisa para el término del uso pacífico de la energía nuclear en Alemania". Este vocero rechazó que se mencionara su nombre, en cumplimiento con las políticas de la empresa.

Sin embargo, Hildegard Mueller, director administrativo de la BDEW, dijo que la resolución _adoptada por una mayoría abrumadora_ fue resultado de un debate intenso, y agregó que la oposición de algunos miembros "no compromete la posición de la industria".

Alemania obtiene actualmente casi una cuarta parte de su electricidad de las plantas nucleares.

Cuatro días después de que el terremoto del 11 de marzo en Japón dañó la planta nuclear Fukushima Dai-Chi, el gobierno de la canciller alemana Angela Merkel ordenó que siete reactores atómicos construidos antes de 1980 fueran desconectados para realizarles inspecciones de seguridad exhaustivas.

Merkel ha prometido desde entonces acelerar el cambio gradual de fuentes de energía para abandonar la generación nuclear.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes