Pistolero disparó hora y media en isla de Noruega

OSLO (AP). Un pistolero que abrió fuego en una isla llena de jóvenes siguió disparando hora y media antes de entregarse a un equipo policial que llegó 40 minutos después de ser convocado, dijo el sábado la policía.

Los sobrevivientes de la balacera han descrito cómo se ocultaron o huyeron nadando para escapar del atacante, pero una conferencia de prensa de la policía el sábado detalló por primera vez cuánto tiempo duró el horror, y cuánto aguardaron las víctimas a que llegara la ayuda.

Cuando el equipo especializado de la policía llegó, el atacante, que portaba dos armas de fuego, se entregó, dijo el jefe de la policía Sveinung Sponheim.

"Había problemas con el transporte a (la isla de) Utoya", señaló Sponheim. Allí estaba reunida el ala juvenil del Partido Laborista de Noruega, de tendencia izquierdista.

"Fue difícil conseguir botes, pero ese problema se solucionó cuando llegó el equipo de operaciones especiales", agregó.

Al menos 85 personas fueron asesinadas en la isla, y cuatro o cinco siguen desaparecidas, señaló la policía. Algunos buzos han estado registrando las aguas circundantes. Horas antes la policía dijo que aún había un dispositivo sin detonar en la isla, pero resultó ser una falsa alarma.

El ataque ocurrió después de que un coche bomba explotó frente a un edificio gubernamental en Oslo, segando la vida de otras siete personas. La policía aún está registrando los escombros allí, y Sponheim dijo que en el edificio aún hay miembros humanos.

La policía no ha identificado al sospechoso, pero la televisora pública noruega NRK dice que es Anders Behring Breivik, de 32 años.

Las autoridades aún no dan un móvil para los atentados, pero ambos ocurrieron en áreas vinculadas con el Partido Laborista, que encabeza un gobierno de coalición.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes