Presidente austríaco gana elecciones, según proyecciones

VIENA (AP) — El presidente austríaco ganó el domingo con facilidad unas elecciones que le permitirán gobernar durante un segundo mandato, superando a una rival de extrema derecha que denunció una ley antinazi.

El presidente Heinz Fischer, un social demócrata, recibió un 78,9% de los votos, superando por mucho a su principal rival Barbara Rosenkranz, del Partido de la Libertad, que alcanzó 15,6%. Rudolf Gehring del pequeño Partido Cristiano fue el tercero con el 5,4%.

La participación fue apenas del 49,2% de los votantes.

Los resultados, que no incluyen los votos enviados por correo, fueron anunciados por la ministra del Interior María Fekter.

"Estoy completamente feliz y le agradezco a la población austriaca por tener tanta confianza en mí", dijo Fischer poco después de conocer los resultados en una entrevista con una televisora pública.

Por su parte, Rosenkranz, cuyo partido es de corriente antiextranjera y contrario a la Unión Europea, argumentó que ella y su familia habían sido víctimas de una "cacería de brujas" durante la campaña.

Las encuestas habían pronosticado que Fischer lograría otro término de seis años. El voto fue considerado útil para medir el estado de ánimo de extrema derecha en un país aún sufre estragos por su relación con el Holocausto.

Fischer, de 71 años, es conocido por su precaución y diplomacia. Fue ministro de Ciencia y ocupó varias posiciones de liderazgo en su partido y en el Parlamento antes de ganar la presidencia el 25 de abril de 2004.

Rosenkranz, en cambio, generó controversia al indicar que la ley austríaca que prohibe la glorificación de los nazis contradice la Constitución y va en contra de la libertad de expresión. Hace poco, sin embargo, declaró su apoyo formal a la ley.

También fue criticada recientemente por una respuesta poco clara a una pregunta sobre las cámaras de gas nazis. Desde entonces, ha admitido su existencia.

Rosenkranz, de 51 años y madre de 10 hijos, es esposa de un político cuyo partido fue prohibido por ser demasiado radical. La candidata dijo que sus comentarios fueron mal interpretados por su críticos y los medios de comunicación.

"Por supuesto que condeno esas monstruosas atrocidades. Nunca he hecho otra cosa", dijo Rosenkranz a The Associated Press en referencia a los asesinatos masivos de judíos y otros por los nazis.

El jefe del Partido de la Libertad Heinz Christian Strache, que busca ser alcalde de Viena, había pronosticado en un principio que Rosenkranz ganaría hasta 35% de los votos, pero después se distanció de la candidata.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes