Presidente hondureño pide perdón por asesinatos

TEGUCIGALPA (AP). El presidente Manuel Zelaya solicitó el viernes el perdón de los familiares de cuatro hombres asesinados en 1995 por la policía en la capital hondureña.

"Pido perdón por el crimen de esos cuatro hondureños, pero no olvido porque el olvido es el que crea la impunidad y la falta de castigos", afirmó Zelaya en una ceremonia especial realizada en la Casa Presidencial. "Y debemos aprender a promover una cultura de respeto irrestricto a la vida".

El mandatario hizo la declaración para cumplir una disposición de la Corte Interamericana de Derechos Humanos que en septiembre de 2006 condenó a Honduras para que indemnice a los parientes de las víctimas.

La cuantía de la indemnización no fue divulgada por las autoridades.

Al acto asistieron representantes de organismos locales de derechos humanos y del gobierno, entre ellos del Centro por la Justicia y el Derecho Internacional (CEJIL) y la organización humanitaria estadounidense Casa Alianza. El CEJIL, organismo de la iglesia católica, y Casa Alianza demandaron a Honduras por esos asesinatos.

Las víctimas fueron Marco Servellón García, de 16 años; Rony Alexis Betancourt, de 17; Diómedes García, de 19, y Orlando Alvarez, de 32.

La policía los capturó el 15 de octubre de 1995 cuando escandalizaban en una calle capitalina durante el desfile por la fiesta de la independencia nacional. Sus cuerpos fueron encontrados al día siguiente en los lugares de los cuatro puntos cardinales de Tegucigalpa.

En memoria de los fallecidos, la alcaldía de Tegucigalpa bautizó en octubre como "Cuatro puntos cardinales" un puente que construyó frente al estadio Nacional.

Manacel, padre de Betancourt, dijo a Zelaya durante un discurso en la ceremonia que "la justicia, violencia e indiferencia permitieron la muerte de cuatro hondureños que tenían derecho a que se les respetara la vida".

Agradeció la "solidaridad de entidades y personas por rescatar el caso del olvido", tras señalar, sin mencionar nombres, que "a 13 años de esos crímenes no ha sido castigado nadie a pesar que se conocen los nombres y direcciones de los asesinos... y exijo que se haga justicia y se aplique a ellos el rigor de la ley".

Según Casa Alianza, al menos 4,000 menores de 23 años han sido muertos de manera similar en Honduras en los últimos 10 años, el 13% a manos de autoridades.

La Corte Internacional, con sede en Costa Rica, ha sancionado cinco veces a Honduras desde 1987 por la desaparición de personas.

El gobierno culpó en diciembre de 1993 a las fuerzas armadas de asesinar entre 1979 y 1990 a 1854 izquierdistas por razones ideológicas.

En la lista figuran 105 hondureños, 39 nicaragüenses, 28 salvadoreños, cinco costarricenses, cuatro guatemaltecos, dos estadounidenses, un ecuatoriano y un venezolano.

Los militares gobernaron a Honduras durante 18 años luego de derrocar a tres presidentes civiles entre 1957 y 1972. Abandonaron el poder en 1982.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes