Profesores y estudiantes protestan contra ley educacional

SANTIAGO DE CHILE (AP). La policía antimotines impidió el martes la marcha de centenares de profesores y estudiantes y detuvo a decenas de ellos durante una protesta contra una ley general de educación en trámite en el Congreso.

Los manifestantes desoyeron una prohibición oficial para marchar por la céntrica avenida Bernardo O'Higgins en dirección a la sede de gobierno y el ministerio de Educación. Los policías usaron gases lacrimógenos, carros lanza agua y efectivos montados para impedir el desplazamiento de los manifestantes.

Otro grupo, conformado por unas 2,000 personas, fue también reprimido por la policía luego de marchar desde el oeste de la capital y concentrarse en una plazuela cercana al ministerio. Un grupo de participantes lanzó pedradas a la policía, lo que obligó a dispersarlos, según la versión policial.

El general José Ortega, jefe metropolitano de carabineros, informó que unos 40 manifestantes fueron detenidos, entre ellos dos que agredieron y robaron una cámara al camarógrafo de un canal de televisión. Dos profesores resultaron también lesionados en los incidentes.

En las inmediaciones de la Universidad de Santiago, a unas 20 cuadras al oeste del centro, se registraron también incidentes y la intervención policial.

El Colegio de Profesores y los estudiantes secundarios, respaldados por la Central Unitaria de Trabajadores (CUT), la principal organización sindical del país, convocaron a una nueva protesta contra el proyecto de ley, ya aprobado por la Cámara de Diputados y en trámite en el Senado. El mes pasado realizaron dos protestas masivas. Diversas universidades y colegios del país se encuentran paralizados desde hace dos meses, en rechazo a la ley.

El proyecto fue consensuado entre el gobierno y la oposición derechista, que aliada a ex oficialistas domina ambas cámaras legislativas, pero es rechazado por los maestros y los estudiantes al no consagrar una educación pública privilegiada y mantener el lucro en la enseñanza, según sus detractores.

El gobierno se comprometió a que tras la aprobación de la nueva ley, que reemplaza a otra puesta en vigencia la víspera que el dictador Augusto Pinochet entregara el poder en marzo de 1990, se elaborará un nuevo proyecto que recogerá la inquietud de los maestros y estudiantes.

El vocero estudiantil Amador Sepúlveda dijo que con las protestas "lo que hemos logrado es instalar la discusión sobre el tema educación no sólo a nivel estudiantil, sino a toda la sociedad en su conjunto que se refleja en el apoyo de diversos sectores".

Por su parte, el presidente de la CUT, Arturo Martínez, se quejó por la prohibición para marchar y la represión policial. "Lo único que tiene que hacer el gobierno es terminar con ese show que tiene en el Parlamento y sacar ese proyecto y discutirlo de verdad. Si no, vamos a seguir en las calles las veces que sea necesario", dijo Martínez.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes