Putin: Sanciones al país, factor clave en crisis

Las sanciones occidentales impuestas la intervención de Rusia en Ucrania han sido un factor importante en la crisis económica que atraviesa el país en la actualidad, pero no el único, dijo el presidente ruso, Vladimir Putin, el jueves en su conferencia de prensa anual.

Putin señaló que la influencia de las sanciones occidentales suponen aproximadamente entre el 25 y el 30% de los factores que motivaron la crisis rusa. Acusó a Occidente de tratar de violar la soberanía nacional de Rusia y agregó que la crisis ucraniana era sólo un pretexto para las acciones occidentales que, según señaló, no tuvieron Crimea como razón de ser, sino los esfuerzos de Moscú para "defender nuestra independencia y el derecho a existir".

A pesar de su dura retórica, Putin mantuvo la esperanza de normalizar las relaciones con Occidente, diciendo que Rusia aún espera ampliar su suministro de gas al sur de Europa utilizando un posible centro de gas en la frontera de Turquía con Grecia.

El mandatario dijo además que Ucrania debe seguir siendo una única entidad política, expresando su esperanza de que la crisis pueda resolverse a través de conversaciones de paz.

Durante su multitudinaria comparecencia anual televisada, Putin dijo además economía rusa se recuperará y el rublo se estabilizará, añadiendo que la crisis actual podría durar como mucho dos años, pero la economía podría recuperarse más rápido si los factores externos cambian para mejor.

Putin dijo que el gobierno y el Banco Central estaban funcionando correctamente para hacer frente a los actuales problemas económicos, aunque algunas de sus acciones llegaron con retraso.

"La situación actual ha sido provocada por factores externos, pero vale la pena señalar que no hemos hecho lo que teníamos previsto hacer para diversificar nuestra economía", dijo Putin, añadiendo que la crisis actual debería crear incentivos para diversificar la economía del país y reducir su dependencia de los ingresos del petróleo y el gas.

Putin dijo que las reservas de divisas del país son suficientes para mantener la economía estable y añadió que el Banco Central no debe "quemar" sin sentido sus reservas, que ahora son de 419.000 millones de dólares.

El gobierno también necesita trabajar con los exportadores para animarles a no guardar sus ingresos en monedas, para ayudar a estabilizar el rublo, dijo.

Antes el jueves, un magnate ruso que fue puesto bajo arresto domiciliario en septiembre quedó en libertad en una medida que hizo temblar a los mercados, ha quedado en libertad apenas unas horas antes de la rueda de prensa televisada

Un abogado de Vladimir Yevtushenkov, Vladimir Kozin, fue citado por la agencia de noticias Interfax el jueves diciendo que su cliente había sido liberado. La iniciativa es similar a una del año pasado, cuando Putin anunció tras su rueda de prensa anual que otro magnate, Mijaíl Jodorkovski, sería puesto en libertad.

"Vladimir Petrovich (Yevtushenkov) es ahora un hombre libre que puede trabajar de forma productiva", dijo el letrado Vladimir Kozin.

Las acciones de Sistema, una compañía que controla y gestiona Yevtushenkov, subieron más del 30% en las primeras horas de negociación en bolsa de valores MICEX de Moscú.

Uno de los activos más lucrativos del Sistema - la compañía petrolera Bashneft - fue transferida al gobierno de este mes.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Es momento de sentir, nuevamente, la adrenalina. #PonteC7