Rebeldes que capturaron a hijo de Gadafi desean retenerlo

ETIQUETAS

ZINTAN, Libia (AP). Los rebeldes que capturaron al hijo de Moamar Gadafi, Seif al-Islam, otrora el heredero del es líder, dijeron que desean retenerlo hasta que se establezca un sistema de justicia en Libia y exigen que sea procesado dentro del país.

Los rebeldes del pueblo de Zintan en las montañas meridionales capturaron a al-Islam el sábado en el desierto del sur de Libia, provocando interrogantes sobre su suerte, si sus captores lo entregarán al nuevo gobierno de transición en Trípoli que asumió el poder tras la caída de Gadafi o a la Corte Penal Internacional en Holanda, que desea juzgarlo por delitos de lesa humanidad.

El jefe del consejo miltar de Zintan, el coronel Mohamed al-Khabash, dijo el domingo que Seif al-Islam quedará detenido en Zintan hasta que se establezca un sistema judicial en Libia.

Las turbias circunstancias que rodean a las muertes de Gadafi y otro de sus hijos, Muatassim, y la decisión de mostrar sus cadáveres en público han generado críticas de los grupos defensores de los derechos humanos.

Marek Marczynski de Amnistía Internacional exhortó a los libios a transferir a Seif al-Islam a la sede de la CPI en Holanda lo antes posible.

"La CPI tiene una orden de arresto en su contra y eso es lo que debe hacerse. Debe ser presentado ante un juez en cuanto se pueda", señaló.

Mohamed al-Alagi, ministro de Justicia del Consejo Nacional de Transición, dijo a The Associated Press que Seif al-Islam fue detenido en lo profundo del desierto libio el viernes por la noche por fuerzas revolucionarias del poblado de Zintan, las cuales llevaban días siguiéndolo.

Está detenido en Zintan pero será transportado pronto a Trípoli, de acuerdo con al-Alagi.

Seif Al-Islam, quien nació en 1972, es el mayor de siete hijos de Moamar y Safiya Gadafi.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes