Recorren América en bus para ayudar a niños de la calle

PANAMÁ (AFP) - Fernando Ezequiel Sola, un argentino de 44 años que reside en Estados Unidos desde hace más de dos décadas, y Horacio González, un abogado mexicano de 28 años, se encuentran en Panamá, haciendo un alto en su viaje por América para sensibilizar sobre la situación de los niños de la calle.

Los dos amigos iniciaron este 'Tour de las Américas' en febrero, en un bus habilitado con camas y cocina para "llevar ayuda como ropa, juguetes, artículos escolares a orfanatos, casas-hogar o instituciones que trabajan con niños en situación de riesgo", explicó a la AFP Fernando, que abandonó su trabajo de manager en una pizzería para llevar a cabo esta aventura lúdico-social.

Fernando explica que esta preocupación por los niños le viene desde hace 10 años, cuando en un viaje que hizo desde Alaska a Argentina le llamó la atención "la cantidad de niños viviendo y trabajando en las calles".

Entonces decidió crear la Fundación Caritas Felices y embarcarse en una gira que le llevó nueve años planificar.

En total, esta Fundación pretende llevar a 18 países de todo el continente ayuda para las asociaciones "que trabajan con niños en situación de riesgo".

Lo que no contaron fue con algunos problemas burocráticos surgidos al inico del viaje.

"Con este camión viajábamos con las toneladas de ayuda que traíamos para los hogares, pero al llegar a México nos dijeron que ese país no permitía la entrada de ropa ni juguetes usados", explicó Fernando.

Pese a ello, decidieron continuar con la segunda parte del proyecto, la sensibilización.

"La ayuda está. El hecho de que no la hayamos podido traer por tierra no quiere decir que no la tengamos. Lo que tenemos que hacer ahora es coordinar con alguna agencia gubernamental o empresa privada que se encargue del traslado a cada país", dice Horacio.

Ambos consideran que "tenemos que encontrar entre todos una solución definitiva al inaceptable problema de niños que, por distintos motivos, viven en las calles del mundo", aseguran casi a la par.

Aunque aún queda toda Sudamérica por recorrer en su llamativo bus, Fernando lanza desde Panamá este mensaje: "Hay quien dice que siempre hubo niños en la calle, que los sigue habiendo y que siempre los habrá. Eso es una excusa. Si los viéramos como si fueran nuestros hijos buscaríamos soluciones", espeta.

Horacio concluye: "todo problema social no se debe a un evento natural sino que es un problema de todos y en todos está buscar soluciones", dijo.

Por último, quisieron dejar claro que detrás de ellos no hay ninguna Iglesia, organización o institución.

"Todo lo estamos costeando con nuestro dinero. Yo trabajé hasta una semana antes de partir. No soy rico y tengo mi familia. Ya veré lo que hago cuando llegue", concluye Fernando, no sin antes decir: "Todos, si queremos, podemos hacer cosas extraordinarias".

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes