Referendo deja al desnudo dos Bolivias confrontadas

LA PAZ (AP). Mientras el gobierno del presidente Evo Morales y la oposición autonomista celebran por separado su victoria en el referendo constitucional del domingo, los bolivianos amanecieron hoy lunes con la sensación de un país nuevamente dividido.

Si bien el resultado extraoficial da la victoria a la nueva Constitución de corte estatista e indigenista impulsada por Morales, las regiones autonomistas lideradas por opositores ganaron en cuatro regiones, en otras cuatro ganó el "sí" y en el sureño departamento de Chuquisaca la lucha era voto a voto.

Aunque aún no se conocen resultados oficiales, diversos conteos rápidos de las cadenas de televisión atribuyen al "sí" un triunfo en torno al 59% a nivel nacional, mientras el "no" está por el 41%.

El "sí" se impuso en La Paz, Oruro, Cochabamba y Potosí y el "no" en Santa Cruz, Beni, Pando y Tarija.

Morales ganó la contienda pero no obtuvo el triunfo contundente que esperaba. También ganaron cuatro prefectos (gobernadores) autonomistas y opositores al mandatario. Estos salieron fortalecidos del plebiscito tras la derrota del referendo revocatorio de agosto cuando el mandatario ganó con un aplastante 67%.

Vistas así las cosas la sensación en muchos bolivianos el lunes era haber vuelto al punto de partida, a esa situación que el vicepresidente Alvaro García calificó hace tiempo como "empate catastrófico". La tensión entre ambas fuerzas derivó el año pasado en violencia.

"Las dos partes tendrán que dar un paso al centro", dijo el lunes el escritor y ex juez electoral Gonzalo Lema.

No obstante, fue una jornada electoral tranquila y ordenada con incidentes aislados, dijeron autoridades y observadores internacionales.

El primer saludo de la victoria del "sí" llegó de Venezuela cuyo presidente Hugo Chávez dijo que "este triunfo ratifica el rumbo de independencia e igualdad que el pueblo de Bolivia ha tomado, y consolida el esfuerzo del Presidente Evo Morales por impulsar una revolución pacífica y democrática".

Desde Montevideo, el Mercosur se congratuló por la "extraordinaria jornada de transparencia democrática. Puesto que los comicios fueron legales, legítimos y apegados a los reglamentos electorales, no tenemos duda de que serán respetados por todos los bolivianos".

Una misión de observadores del Mercosur estuvo presente durante el referendo.

El siguiente enfrentamiento será en las elecciones generales convocadas para el 6 de diciembre. Morales se perfila como favorito y no tiene al frente un contendor porque la oposición se mantiene dividida.

Los opositores sospechan que el gobierno buscará adelantar los comicios para evitar el desgaste en un año de crisis económica internacional que ya comenzó a afectar a Bolivia, pero Morales dijo antes de la consulta que respetará los plazos previstos en la misma Constitución votada el domingo.

La otra señal es que tras los comicios los gobernadores opositores comenzaron a hablar de un pacto para implementar la Carta Magna y advirtieron que resistirán si Morales intenta imponer los reglamentos por la fuerza.

Morales dijo en un discurso ante partidarios el domingo que "no hay empate, hay un ganador" pero también habló de concertar.

El ministro de Defensa Héctor Arce dijo hoy lunes que el gobierno buscará consensos para aplicar la nueva Constitución sin modificar su contenido.

El gobierno había anticipado la posibilidad de crear comisiones transitorias no obstante que la nueva Constitución transfiere a la futura Asamblea Plurinacional el debate de las principales normas reglamentarias, entre ellas una ley sobre autonomías regionales.

Al congreso actual sólo queda debatir un nuevo código electoral antes de la convocatoria a elecciones generales.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes