Santos visita Panamá con incómodo tema de extradición de exfuncionaria

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, viaja el viernes a Panamá para reunirse con su homólogo Juan Carlos Varela en momentos en que el gobierno panameño evalúa el pedido de extradición de María del Pilar Hurtado, exfuncionaria colombiana acusada de espiar a opositores.

Santos llegó acompañado de su canciller María Ángela Holguín al aeropuerto Panamá Pacífico, ubicado en la antigua base estadounidense de Howard, luego fue trasladado al Palacio de Las Garzas, sede del gobierno panameño en donde fue recibido por Varela. En la entrada del Palacio se realizó el recibimiento y acto protocolar con el canto del himno de ambas naciones. Luego de esto inicipo la audiencia privada entre los mandatarios.

Ambos presidentes tratarán diversos temas de interés bilateral como la interconexión eléctrica y la disputa arancelaria por textiles colombianos que afectan a la zona franca panameña y el turismo, según la agenda.

Santos, que se reunirá con empresarios panameños y colombianos, visitará también las obras de ampliación del Canal de Panamá y el aeropuerto de Río Hato.

"Santos viene a Panamá luego de haber sido reelecto pero todavía no ha iniciado su segundo período; eso es una muestra de la importancia que Colombia le asigna a las relaciones con Panamá", aseguró el miércoles en el canal Telemetro la canciller panameña Isabel de Saint Malo.

La visita de Santos se produce en momentos en que Panamá debe decidir si extradita o no a Colombia a Hurtado, quien fue jefa del Departamento Administrativo de Seguridad (DAS) durante el gobierno del expresidente Álvaro Uribe (2002-2010).

La justicia colombiana atribuye a Hurtado los delitos de "concierto para delinquir agravado, violación ilícita de comunicaciones y abuso de función pública" por espiar a opositores al gobierno de Uribe.

Hurtado gozaba de asilo en Panamá desde 2010, cuando el presidente Varela ocupaba el cargo de canciller en el gobierno de su antecesor, Ricardo Martinelli. La exfuncionaria colombiana perdió su condición después que la Corte Suprema de Justicia panameña lo declarara inconstitucional el asilo hace unas semanas. Sin embargo, no ha sido detenida porque no existe orden de Interpol.

De Saint Malo adelantó el pasado miércoles que, tal cual está formulada la solicitud, no procedería la extradición pues presenta los mismos argumentos de una solicitud similar rechazada por Panamá en 2011.

"El problema es que la ley panameña nos impide considerar una solicitud de extradición cuando se basa en los mismos fundamentos de una solicitud previa que ya fue negada", explicó.

La canciller reconoció que esa circunstancia tiene al gobierno panameño "un poquito de manos atadas", pero Panamá y Bogotá están "en consulta" para ver el manejo de la situación.


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Es momento de sentir, nuevamente, la adrenalina. #PonteC7