Sargento infiltrado en FARC dio las pistas para abatir a Jojoy

BOGOTÁ ( AFP). Un sargento de la policía colombiana que durante 27 meses se infiltró en el esquema de seguridad del líder militar de las FARC, Víctor Julio Suárez, alias 'Mono Jojoy', dio las pistas certeras para abatirlo, según un informe de inteligencia revelado el domingo por el diario El Tiempo.

El sargento reemplazó en la labor de ubicar el escondite de 'Jojoy', también conocido como 'Jorge Briceño', a un oficial de la policía que se había infiltrado en la guerrilla, pero fue descubierto y asesinado por los rebeldes, señaló el informe.

Una vez incorporado como espía en el 'bloque oriental' de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC, marxistas), el suboficial estableció contacto con una guerrillera que formaba parte del segundo anillo de seguridad del jefe rebelde y que, sin saberlo, dio los datos certeros sobre el 'búnker' de concreto en que se escondía 'Briceño', según el reporte.

'Mono Jojoy' fue abatido por militares y policías que lanzaron entre el miércoles y el jueves pasados decenas de 'bombas inteligentes' sobre su campamento de 'La Escalera', ubicado en una zona selvática de la localidad de La Macarena (700 km al sur de Bogotá), al cabo de una operación que el gobierno del presidente Juan Manuel Santos bautizó como 'Sodoma'.

El sargento, que en 2009 llegó a estar a 9 km de 'Briceño', obtuvo datos sobre la geografía de la zona, las características del escondite y los movimientos de unos mil hombres de la tropa guerrillera cercana a 'Jojoy', y los completó con la información que le suministró la mujer, detalló el informe.

"La recta final de 'Sodoma' arrancó hace un mes. Para agosto (último), el suboficial infiltrado recibió la misión de prestar guardia en el tercer anillo de seguridad (de las FARC) y se encontró con su amiga en una de las patrullas de reconocimiento (...) ella le contó que iba para el campamento grande, el que tenía el búnker de concreto. Esa fue la señal" difinitiva, según El Tiempo.

El suboficial "simuló una grave intoxicación que hizo que lo sacaran de urgencia a un pueblo cercano. Desde allí se comunicó con sus compañeros (policías), que lo buscaron para ponerlo a salvo y recoger la información. Eso ocurrió hace 10 días. Para las FARC seguramente quedó como un desertor más", añadió.

"Aunque en la operación se usaron las 'bombas inteligentes', no hubo coordenadas electrónicas ni localizadores satelitales que las guiaran: con los datos que dio (el sargento), por las referencias geográficas y con inteligencia técnica aérea se ubicó el objetivo" para abatir a 'Jojoy', que, según las autoridades, portaba un reloj Rolex con incrustaciones de oro y acero.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes