Senado apoya a Obama para dejar de fabricar jets F-22

WASHINGTON ( AP). El Senado votó hoy martes a favor de detener la producción de jets Raptor F-22 _con capacidad para eludir misiles_, apoyando al presidente Barack Obama en su esfuerzo por canalizar el gasto de defensa hacia una nueva generación de aviones de combate F-35 Joint Strike más pequeños y de un solo motor.

La votación por 58-40 reflejó una campaña total de convencimiento por parte del gobierno de Obama, el cual tuvo que superar la resistencia de legisladores enfrentados con la pérdida de empleos relacionados con la defensa si se cancela el programa de los F-22.

" El presidente realmente necesitaba ganar este voto", señaló el senador demócrata Carl Levin, presidente del Comité de Servicios Armados del Senado. Levin dijo que era importante no sólo por sus méritos, sino " en términos de cambiar la manera en que atendemos los asuntos en Washington".

El republicano de mayor rango en el comité, el senador John McCain, estuvo de acuerdo en que fue " una señal de que no vamos a continuar construyendo sistemas de armamentos con costos excesivos que sobreviven a sus requerimientos de defender a la nación".

Señaló que el margen de victoria _en la votación_ fue " atribuible directamente" a Obama, su adversario en la pasada elección presidencial, y al secretario de Defensa Robert Gates, quien ha presionado para la cancelación del F-22 y otros sistemas de armamento que, señala, han dejado de ser útiles.

La votación ahorró 1,750 millones de dólares en una iniciativa de política de defensa de 680,000 millones para construir siete F-22 Raptors más, complementando los 187 aviones de combate con tecnología de indetectabilidad que ya están siendo construidos.

La acción del Senado también salvó a Obama de lo que hubiera sido un bochorno político. El había exhortado a la cámara alta a restar ese dinero, y amenazó con lo que hubiera sido el primer veto de su presidencia si el dinero de los F-22 permanecía en la iniciativa de presupuesto de defensa.

Inmediatamente después de la votación, Obama dijo a reporteros en la Casa Blanca que la decisión del Senado " protegerá mejor a nuestras tropas".

Funcionarios de la Casa Blanca dijeron que el vicepresidente Joe Biden y el secretario de la Casa Blanca, Rahm Emanuel, cabildearon entre los senadores, así como Gates, quien públicamente y en conversaciones con legisladores acentuó que el Pentágono tenía suficientes F-22 para sus necesidades operativas y podía darle un mejor uso al dinero.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes