Tíbet de nuevo abierto a los turistas

PEKÍN (AFP) - La reapertura de Tíbet a los turistas extranjeros antes de los Juegos Olímpicos de Pekín no levanta por ahora todas las restricciones impuestas a los viajeros en el "techo del mundo", cerrado tras las violentas protestas antichinas de marzo.

Las autoridades chinas afirmaron que la reapertura de la región himalaya a partir de este miércoles fue posible gracias al retorno de la estabilidad.

Las protestas, que derivaron en violentos enfrentamientos el 14 de marzo en Lhasa, provocaron en el extranjero manifestaciones de repudio de la represión que perturbaron el paso de la llama de los Juegos Olímpicos de Pekín -que se inaugurarán el 8 de agosto- a su paso por Londres, París y San Francisco.

Lhasa, donde aún hay una fuerte presencia policial, recibió la llama sin incidentes el pasado sábado, y eso demuestra que la estabilidad ha regresado, aseguró un portavoz del gobierno de Tíbet, Zha Nuo.

"Después de la rápida supresión del incidente del 14 de marzo en Lhasa, hemos conseguido una gran victoria transitoria en el combate contra los separatistas", se congratuló Zha Nuo.

El gobierno comunista chino aachacó los disturbios de marzo a "agitadores separatistas" fieles al Dalai Lama, el líder de los budistas tibetanos, que vive exiliado en India desde el aplastamiento de una rebelión antichina en 1959.

De ahora en adelante, "el turismo en Tíbet es seguro, los tibetanos son acogedores", declaró este funcionario, indicando que dos turistas suecos llegarían a Lhasa el miércoles, seguidos de otros cuatro de Singapur el domingo.

Pero la apertura de la región sigue siendo relativa, tal como lo fuera antes de los motines, advirtieron las agencias de viajes.

Los extranjeros deben solicitar un permiso especial en el marco de un viaje organizado.

A fines de abril, China ya había autorizado el regreso a Tíbet de turistas chinos, seguidos de viajeros procedentes de Hong Kong, Macao y Taiwán en mayo.

Las autoridades no precisaron si los periodistas extranjeros, actualmente persona non grata salvo episódicos viajes muy vigilados, como durante el paso de la llama, serán autorizados a viajar nuevamente a la región.

"Resulta difícil creer que China permitirá el libre acceso a los turistas occidentales", declaró a la AFP Paul Bourke, director de una ONG australiana que defiende los derechos de los tibetanos.

China "siempre se esforzó en impedir que los tibetanos se pusieran en contacto con los extranjeros. Nosotros observamos con interés la aplicación de esta supuesta 'apertura'", agregó, considerando que los turistas serán vigilados de cerca y sus movimientos estarán limitados.

Bourke afirmó que sigue recibiendo testimonios de Tíbet que señalan una enorme presencia militar y una estrecha vigilancia de los monasterios budistas por parte de la policía y el ejército.

Tíbet esperaba recibir cinco millones de visitantes en 2008 y había previsto un incremento de sus ingresos de 24%. Pero desde fines de abril, tras la autorización del regreso de los turistas chinos, sólo 120.000 personas visitaron la región.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada

¿Quieres comer en los mejores restaurantes?

Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes