Tifón azota China tras cerrar Hong Kong

BEIJING (AP). Decenas de miles de personas debieron evacuar sus hogares en el sur de China el miércoles al paso de un poderoso tifón, luego de que el meteoro paralizara Hong Kong y hundiera un buque de carga.

Con vientos fuertes y aguaceros torrenciales, el tifón Utor obligó al cierre de escuelas, oficinas, centros comerciales y sitios de construcción en ciudades a lo largo de su trayectoria hacia el noroeste, en la provincia china de Guangong.

Más de 60.000 personas evacuaron la ciudad de Maoming y otras 98.000 fueron trasladadas a zonas más seguras en la isla de Hainan, donde 26.000 embarcaciones pesqueras debieron ser ancladas en bahías. Los vuelos y servicios de transbordadores fueron suspendidos en la isla, varando a miles de viajeros.

No hubo reportes inmediatos de daños ni heridos en China continental a causa del tifón, que tenía vientos sostenidos de 145 kilómetros por hora (90 millas por hora).

En Hong Kong, debieron cerrar oficinas, escuelas y tribunales. La bolsa de valores suspendió transacciones, creando una calma inusual en este eje comercial, usualmente atareado. Más de 350 vuelos fueron cancelados o demorados y los servicios de autobús y transbordador fueron reducidos.

Equipos de helicópteros de búsqueda y rescate de Hong Kong y la provincia de Guangdong rescataron a 21 tripulantes del buque de carga "Trans Summer" luego que comenzase a zozobrar en aguas al suroeste de Hong Kong, dijo la televisora local RTHK. La agencia noticiosa oficial china Xinhua dijo que el barco transportaba 57.000 toneladas de mineral de níquel.

Seis personas resultaron heridas en Hong Kong. Los vientos derribaron 21 árboles, pero aparte de eso la ciudad no sufrió daños importantes.

Utor era el tifón más fuerte en el mundo este año antes de cruzar Filipinas esta semana, donde dejó al menos siete muertos y cuatro desaparecidos. Una cámara captó a una mujer en la norteña provincia de Isabela cuando era arrastrada por un río crecido. Su cadáver fue hallado más tarde.

Decenas de pescadores estaban perdidos tras la tormenta, pero la mayoría regresaron a sus casas, dijeron las autoridades.

Socorristas seguían tratando de llegar a por lo menos tres pueblos aislados en la provincia de Aurora, la más azotada por el meteoro.

"Hasta ahora no tenemos comunicaciones con los tres pueblos y los caminos no son transitables, ni siquiera para motociclistas, a causa de aludes, rocas y árboles derribados", dijo Rey Balido, portavoz de la agencia nacional para manejo de desastres en Filipinas. Dijo que las autoridades estaban tomando rutas alternativas y que la fuerza aérea entregaría ayuda.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Es momento de sentir, nuevamente, la adrenalina. #PonteC7