Tormenta Hanna inunda Haití

GONAIVES, Haití (AP). Las fuerzas de paz de las Naciones Unidas protegieron el jueves un almacén con alimentos para evitar su saqueo en esta ciudad haitiana, gran parte de la cual sigue inundada o cubierta de lodo tras el paso de la tormenta tropical Hanna, que causó por lo menos 61 muertos.

Gonaives, la cuarta ciudad de Haití, ocupa un llano de una cuenca fluvial situado entre el mar y las montañas deforestadas, que desprenden deslizamientos de lodo incluso con las lluvias más leves. Hanna se mantuvo cuatro días sobre Haití, con copiosas lluvias, además de arrancar árboles frutales y llevándose los tejados de chapa metálica de muchas viviendas precarias y malograr los alimentos de muchos comercios.

Muchas de los miles de personas que buscaron refugio en los tejados, balcones y tierras altas llevan varios días sin comer y escasea el agua potable. Además, por las calles inundadas flotan los cadáveres hediondos de muchos animales domésticos.

La tormenta abandonó el jueves Haití, y con vientos casi huracanados enfiló rumbo hacia el sudeste de Estados Unidos. Empero, los meteorólogos advirtieron que una cuarta tormenta _ el huracán Ike _ podría barrer la próxima semana la nación más pobre del hemisferio occidental.

El gobierno haitiano carece de medios para socorrer a la población atrapada en Gonaives; los convoyes de rescate han quedado bloqueados por enormes lagunas que cortaron las carreteras de acceso a la ciudad. Varios reporteros de Associated Press se desplazaron con el primer contingente de cascos azules para llegar a la ciudad en lanchas inflables Zodiac.

Los soldados argentinos estacionados en Gonaives rescataron a los residentes de muchos tejados, única parte visible de sus casas. En un cementerio sólamente eran visibles la parte alta de las tumbas. Las moscas se cernías sobre los cadáveres de animales y otros restos, y en una iglesia, unas 150 personas aguardaban la retirada de la crecida.

"No hay comida, ni agua, ni ropa", dijo el pastor de 37 años, Arnaud Dumas. "Quiero saber qué se supone que debo hacer ... No hemos encontrada cosa alguna que comer en dos, tres días. Absolutamente nada".

En la zona de Gonaives, en la que residen unas 160,000 personas, perecieron la mayoría de las 2,000 víctimas causadas por la tormenta tropical Jeanne en el 2004. Algunos residentes dijeron que las últimas inundaciones son por lo menos tan graves como las causadas por Jeanne, y criticaron al gobierno por no haber adoptado medidas de seguridad en los últimos cuatro años.

"Esta es peor que Jeanne", dijo en referencia a Hanna Carol Jerome, que el martes huyó de Gonaives.

En el caos, no hay forma de saber cuántas personas murieron en el área, y cuántas fueron desalojadas de sus casas. El ministro del Interior Paul Antoine Bien-Aime dijo a la AP que los atrapados en los tejados están cada vez más desesperados.

"Hay un gran pánico en la ciudad", dijo Bien-Aime desde una lancha rápida de las Naciones Unidas.

Los negocios permanecen cerrados _ debido tanto a las inundaciones como al temor a los saqueos _ y se acaban los suministros. La gente, con el agua por las rodillas, pidió a los cascos azules que le diera agua potable, y varias mujeres en los balcones mostraron sus cucharas y cacerolas vacías.

"Lo he perdido todo, incluso la ropa del bebé", dijo Jezula Preval, que el martes por la noche dio a luz a un bebé después que las aguas inundaran su casa. Figuró entre unas 1.500 personas alojadas en el refugio, apodado el "Hilton haitiano", aunque carece de alimentos y apenas cuenta con agua potable.

La situación es tan precaria en Haití. Las aguas anegaron un hospital cercano a Les Cayes, y las enfermeras trasladaron a los pacientes a los pisos superiores. Por lo menos 5,000 personas se encuentran en refugios en Les Cayes, dijo Jean Renand Valiere, coordinador del departamento de Protección Civil.

La embajada estadounidense en Puerto Príncipe declaró la situación de desastre, lo que permitió la inmediata utilización de 100,000 dólares en ayuda de emergencia, dijo la vocera Mari Tolliver. Agregó que paquetes de pertrechos higiénicos básicos, rollos de plástico y agua potable para 5,000 familias llegarán el jueves desde Miami.

"El mayor problema del momento es accceder a las zonas afectadas", agregó.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes