UE cooperará más por secuestros de niños

CANNES, Francia (AFP). Los ministros de Justicia de la Unión Europea (UE) acordaron el martes en Cannes (sur de Francia) mejorar la cooperación en casos de secuestros de niños, en un compromiso que deja de lado la propuesta de un sistema europeo de alerta de la Comisión Europea.

"Vamos a poner en común los dispositivos de reacción de protección de niños, sobre todo en casos de secuestros, volver complementarios los dispositivos" de cada país, anunció la ministra francesa de Justicia, Rachida Dati, cuyo país ejerce la presidencia de la UE.

Para lograr este débil compromiso, la presidencia francesa tuvo que ceder a las exigencias de Alemania, que se negaba a aplicar el sistema de alerta.

Ese sistema prevé generalizar un número telefónico único europeo -el 116- para denunciar desapariciones de menores y crear una red de alerta policial, judicial y ciudadana en la UE.

Según la ministra alemana de Justicia, Brigitte Zypries, "no es necesario dar un alerta europeo cuando un niño ha desaparecido sólo dos horas antes", por lo que su país sólo estaba dispuesto a aceptar una mejora en la transmisión de información entre los sistemas nacionales, volviéndoles interoperativos.

"No es necesario tener reglas fijas, sino una decisión caso por caso. Nosotros también publicamos fotos de niños desaparecidos, pero sólo cuando es verdaderamente necesario. La gran mayoría de los niños vuelve a casa luego de dos o tres días", afirmó Zypries.

El sistema europeo de alerta, creado hace un año, sólo ha sido adoptado por seis países y funciona en dos, Hungría y Grecia.

El comisario europeo de Justicia, Jacques Barrot, criticó a los países con demoras para aplicar el proyecto de Bruselas, pero debió rendirse ante la evidencia y terminó aceptando que "lo importante" es que los sistemas nacionales "sean interoperables".

Los países que lo deseeen podrían avanzar hacia un modelo experimentado en forma piloto por Francia, Bélgica, Holanda y Luxemburgo, para que sus fuerzas de seguridad estén rápidamente al tanto en caso de desaparición de un niño en cualquiera de esos países.

"Con este ejercicio, tenemos entrenamiento y preparación. Todos los países necesitan prepararse para estos casos, porque cuando un niño desaparece, cada minuto cuenta", dijo la ministra sueca Beatrice Ask, cuyo país participó como observador de ese simulacro efectuado en el primer semestre del año.

La cuestión de la desaparición de niños es muy sensible en Europa, con hechos trágicos de pedofilia y asesinatos en Bélgica o, más recientemente, la conmoción creada por el caso de la pequeña británica Madeleine McCann, desaparecida en Portugal el 3 de mayo de 2007.

El ministro español de Justicia, Mariano Fernández Bermejo, defendió la importancia de que al menos se integren los sistemas nacionales para estos casos "tan llamativos y tan peligrosos", como propuso la presidencia francesa para lograr un acuerdo aceptable para Alemania.

"Los temas de secuestro de niños son muy graves. Tenemos el 116 que vamos a poner en marcha, pero la cuestión no es que cada país tenga un sistema de alarma de secuestro, sino que lo tengamos integrado", afirmó.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes