Ucrania declara una victoria en un bastión rebelde

Fuerzas del gobierno ucraniano han tomado un bastión rebelde en el este de Ucrania, según dijeron el sábado el presidente del país y un portavoz de los rebeldes.

El presidente de Ucrania, Petro Poroshenko, anunció en un comunizado que el ejército había tomado tras una noche de combates la ciudad de Slovyansk, una ciudad de unas 100.000 personas que ha sido el centro de los combates entre las tropas de Kiev y los insurgentes prorrusos.

Poroshenko ordenó a las fuerzas armadas que "izaran la bandera del gobierno" sobre Slovyansk. La ciudad llevaba en manos rebeldes desde principios de abril, cuando tomaron los edificios administrativos y de la policía.

Por su parte, Andrei Purgin, de la separatista República Popular de Donetsk, dijo a la Associated Press que los rebeldes estaban evacuando la ciudad, pero afirmó que la campaña militar ha dejado la ciudad "en ruinas".

Alexei, un conductor y residente en Slovyansk que no quiso dar su apellido por miedo a represalias, dijo a la AP por teléfono que había oído bombardeos durante la noche. Cuando terminaron los bombardeos de madrugada, salió de casa y vio que todos los puntos de control rebeldes estaban abandonados. El testigo dijo que había algunos daños en edificios del centro de la ciudad, pero buena parte del resto de la ciudad estaba intacta.

Un comandante rebelde que sólo quiso dar su nombre de guerra, Pinochet, dijo a la AP que los rebeldes se habían reubicado en la cercana ciudad de Kramatorsk, 20 millas (unos 32 kilómetros) al sur.

Poroshenko dijo el viernes que estaba dispuesto a celebrar otra ronda de conversaciones entre representantes de Ucrania, Rusia y los rebeldes.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Es momento de sentir, nuevamente, la adrenalina. #PonteC7