Uribe pide a Virgen que "apacigüe" su carácter

BOGOTA (AFP). El presidente colombiano Alvaro Uribe, ferviente católico, acudió por octavo año consecutivo como peregrino al santuario de la Virgen de los Remedios (norte), para pedir el fin del secuestro, ayuda ante la crisis mundial y que "apacigüe" su carácter, informó hoy martes su despacho.

Uribe viajó a Riohacha, capital del departamento de La Guajira en la frontera colombo-venezolana, para asistir a la fiesta dedicada a la Virgen de los Remedios, en una tradición que se remonta a 1663.

"Reconozco que soy un ser en llamas y le pido a ella que regule un poquito esas llamas, que las apacigüe", señaló Uribe al terminar la ceremonia, en la que fue acompañado por el nuncio apostólico en Bogotá, monseñor Aldo Cavalli.

Le pedimos a la Virgen "que nos ayude para que tengamos una Colombia sin terrorismo", dijo Uribe de acuerdo al texto divulgado por su oficina de prensa, según el cual también rogó para que "logre la liberación de los secuestrados" y "evite la recuperación de los terroristas".

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes