Ajustado resultado en Croacia fuerza una segunda ronda presidencial

La primera vuelta de las elecciones presidenciales celebradas hoy en Croacia brindó un resultado muy ajustado entre el mandatario actual, Ivo Josipovic, y la alta funcionaria de la OTAN, Kolinda Grabar-Kitarovic, que han pasado a la segunda ronda con poca diferencia de votos.

"Es evidente que la segunda vuelta será la competición electoral más incierta hasta ahora en Croacia", comentó el analista político Tihomir Cipek a la televisión comercial "Nova TV".

Contrariamente a los sondeos publicados antes de las elecciones de hoy, que preveían que el moderado Josipovic aventajara a la conservadora Grabar-Kitarovic con cerca del 10 por ciento de los sufragios, la diferencia en el resultado de hoy fue mínima.

Según el escrutinio del 99 ciento, Josipovic ganó el 38,5 por ciento de los votos, y Grabar-Kitarovic un 37,2 por ciento.

El analista Cipek opinó que los electores que hoy votaron a favor del candidato Ivan Sincic, que ganó casi un 17 por ciento, optarían en la segunda vuelta por Josipovic, y que los partidarios del derechista Milan Kujundzic, que ganó casi un 6 por ciento, elegirán a Grabar-Kitarovic.

Apuntó, sin embargo, que la mitad de esos electores no saldrá a las urnas el 11 de enero, día de la segunda vuelta, de modo que el resultado será muy incierto hasta el final, rebajando incluso el dato de participación de hoy, del 47 por ciento.

La conservadora Unión Democrática Croata (HDZ), que lanzó la candidatura de Grabar-Kitarovic, se mostró satisfecha con los resultados.

"Croacia desea un giro estratégico. Desea un futuro mejor para nuestros hijos. HDZ ha ofrecido a la mejor candidata", comentó Milijan Brkic, vicepresidente de HDZ.

Grabar-Kitarovic, diplomática y exministra de Exteriores, insistió durante su campaña en la economía, sensible en un país que pasa por su sexto año de recesión, y aseguró que si durante su mandato el gobierno no consigue resultados económicos positivos, exigirá elecciones anticipadas.

Mientras la HDZ y otros partidos que la apoyan propagaron durante la campaña posturas nacionalistas, Grabar-Kitarovic se ha perfilado como política del centro, activa y enérgica.

La opositora HDZ es, en este momento según los sondeos, el partido con el mayor apoyo en Croacia y aspira a ganar las elecciones legislativas que se celebrarán el año que viene.

El jurista y compositor Josipovic, quien es el político más popular de Croacia desde que es Presidente, ha tenido en su contra la decepción de los ciudadanos con el gobierno del primer ministro socialdemócrata (SDP), Zoran Milanovic, que no logra sacar al país de la recesión y ha llevado el paro al 18 por ciento.

Tampoco le han ayudado las recomendaciones de voto de la Iglesia católica a sus fieles, religión que profesa el 90% de la población, y de los veteranos de guerra, que lo han tratado hasta de traidor y proserbio.

"Somos los primeros, y eso es lo más importante. En la segunda vuelta vuelven a barajarse los naipes. El presidente está contento. Triunfaremos en la segunda vuelta", comentó el ministro del Trabajo, Mirando Mrsic, del SDP, miembro del cuartel electoral de Josipovic.

El programa electoral de Josipovic consiste en un plan de cambios constitucionales que, según insiste, ha preparado a semejanza de otros países de la UE que lograron salir de la crisis y que son imprescindibles para la recuperación económica de Croacia.

Esas reformas serían la descentralización, la disminución del aparato burocrático o la democratización del sistema político por medio de listas abiertas, entre otros.

El mencionado analista Cipek consideró que para asegurar el triunfo en la segunda ronda Josipovic tendrá que movilizar a los electores pasivos de los centros urbanos, donde hoy fue aventajado. 

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Es momento de sentir, nuevamente, la adrenalina. #PonteC7