La aprobación de Michelle Bachelet cae en picada (sondeos)

La aprobación a la presidenta Michelle Bachelet cayó en picada en el último mes, situándose entre 38% y 42% según sondeos conocidos el miércoles, su piso desde que asumió en marzo, en medio de un complicado programa de reformas.

Dos sondeos, de la privada encuestadora Adimark, y del Centro de Estudios Públicos (CEP), publicados el miércoles, mostraron una sostenida baja en el respaldo a la mandataria socialista que asumió un segundo periodo presidencial el pasado 11 de marzo.

El sondeo de Adimark le otorgó un respaldo de 42%, una caída de tres puntos porcentuales respecto a octubre. La desaprobación, en tanto, llegó al 52%, es decir, 10 puntos por arriba de la aprobación a su gestión.

El sondeo del CEP, el más reputado del país, constató por su parte una caída de 12 puntos de respaldo frente a la última medición de agosto, alcanzando un aprobación de 38%. La desaprobación, en tanto, llegó a 43%, un salto de 14 puntos frente a la anterior medición.

De acuerdo al CEP, el actual nivel de aprobación y desaprobación de Bachelet "coincide con el peor momento de su primer mandato", entre 2006 y 2010, según dijo Ricardo González, coordinador del área de opinión pública del CEP.

Bachelet, pediatra de profesión, se impuso en segunda vuelta presidencial con 63% de los votos, asumiendo su segundo mandato bajo la promesa de poner en marcha una ambiciosa reforma educacional para acabar con el modelo heredado de la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990).

Como primer paso, su gobierno aprobó una reforma tributaria que recaudará unos 8.300 millones de dólares anuales, para financiar la promesa de Bachelet de instaurar educación pública, gratuita y de calidad en todos los niveles.

Pero la tramitación de la reforma tributaria fue más turbulenta de lo esperado, con amplios sectores del empresariado y la derecha opuestas a ella.

La reforma educacional, de la cual Bachelet ha enviado hasta ahora sólo algunos proyectos de ley, transita un camino similar: padres, estudiantes y la derecha opositora rechazan los cambios anunciados por el gobierno, que se comprometió a sacar adelante la primera parte de la reforma antes del 31 de enero.










Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Es momento de sentir, nuevamente, la adrenalina. #PonteC7