Unos 11.000 policías movilizados para la cumbre del clima en París

Unos 11.000 policías fueron movilizados para garantizar la seguridad de la conferencia de la ONU sobre el clima (COP21) que se inicia el próximo lunes en París, dos semanas después de los atentados yihadistas que ensangrentaron la capital francesa.

El ministro del Interior Bernard Cazeneuve precisó en conferencia de prensa que 8.000 policías y gendarmes fueron desplegados en las fronteras del país y que otros 2.800 serán destacados en el lugar de la conferencia en Le Bourget, en un suburbio norte de París.

Ciento cuarenta y siete jefes de Estado y de gobierno son esperados el 30 de noviembre en París para participar en la apertura de la conferencia.

Las autoridades francesas temen la acción de grupúsculos de extrema izquierda en ocasión de la COP21, y el ministro recordó que los "prefectos pueden prohibir las manifestaciones en todo el territorio" en el marco del estado de emergencia vigente desde los atentados del 13 de noviembre en París, que dejaron 130 muertos.

"En el contesto de amenaza muy elevada, el éxito de la COP21 pasa también por la seguridad óptima" de la reunión internacional, dijo el ministro.

Una gran manifestación por el clima prevista inicialmente el 29 de noviembre fue prohibida por el gobierno tras los atentados, así como otra prevista el 12 de diciembre, al día siguiente del cierre de la COP21.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes