El vicepresidente electo Vargas Lleras, la mano dura del gobierno de Santos

El vicepresidente electo de Colombia, Germán Vargas Lleras, es un polémico político de cuna de origen liberal y actualmente líder de Cambio Radical, partido con el que en 2010 fue rival de Juan Manuel Santos en la pugna por la Presidencia, y quien representa hoy la mano dura del Gobierno.

Esa rivalidad se fue diluyendo cuando Santos le nombró ministro de Interior en 2010 y de Vivienda en 2012, para después dejar el Gobierno y concentrarse en la campaña de reelección del presidente.

Este abogado de 52 años es de fuerte carácter y no son un secreto sus grandes disputas públicas tanto con sus propios asesores y compañeros como con sus detractores.

Santos lo eligió como compañero de fórmula para ser vicepresidente por "una íntima convicción sobre sus grandes cualidades como persona y como hombre público", según dijo cuando hizo aquel anuncio.

Nacido en Bogotá el 19 de febrero de 1962, Vargas Lleras reemplazará a Angelino Garzón, un veterano dirigente sindical comprometido con la defensa de los derechos humanos y de los asalariados.

Desde la infancia, Vargas Lleras se ha codeado con el poder y la política ha sido para él tan familiar como el aire que respira. Su abuelo, Carlos Lleras Restrepo, ya fallecido y considerado un gran estadista, fue presidente de Colombia entre 1966 y 1970.

Además, Carlos Lleras de la Fuente, uno de sus tíos, fue candidato a la Presidencia dos veces e integró el grupo de personalidades que ayudó a redactar la Constitución de 1991.

Vargas Lleras, otrora militante del Partido Liberal, al igual que Santos, es abogado de la Universidad del Rosario de Bogotá y cursó estudios de Gobierno y Administración Pública en el Instituto Ortega y Gasset de Madrid.

Sus primeros pasos en la política los dio en 1981 bajo las banderas del Nuevo Liberalismo, partido fundado por el asesinado líder político Luis Carlos Galán, quien cayó bajo las balas del narcotráfico cuando era el más firme candidato para ganar la Presidencia en 1990.

Con Galán, Vargas Lleras fue dos veces concejal de Bogotá y más tarde se presentó como candidato al Senado, en donde ocupó un escaño por tres períodos seguidos.

Desde el Congreso, Vargas Lleras fue un durísimo crítico del fallido proceso de paz con las FARC del presidente Andrés Pastrana (1998-2002).

Su posición contra las FARC lo llevó a apoyar las políticas del presidente Álvaro Uribe (2002-2010), pero se alejó de él cuando el exmandatario, que ahora dirige el movimiento Centro Democrático, decidió buscar un tercer mandato en 2010 y entonces Vargas Lleras fundó Cambio Radical.

Vargas Lleras ha sido víctima de dos atentados. El primero fue en 2002, cuando recibió un libro-bomba y le dejó sin varios dedos de su mano izquierda, y el segundo, en 2005 mediante un carro-bomba, del que salió ileso.

Tras las elecciones de 2010, Santos le nombró ministro de Interior, cargo que dejó para ocupar la cartera de Vivienda, desde donde lideró una de las políticas más populares del Gobierno de Santos con la entrega de cien mil casas a ciudadanos de bajos recursos.

Dejó el gabinete en 2013 para centrar su labor en la Fundación Buen Gobierno, un centro de pensamiento creado por el propio Santos, desde donde trabajó por la reelección.

Vargas Lleras está casado en segundas nupcias con la empresaria Luz María Zapata y tiene una hija de su primer matrimonio: Clemencia. 

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Vuelve a paralizar a todo PANAMÁ, en esta 8va temporada