Conferencia Episcopal pide mantener en primer debate proyecto sobre educación sexual

Al cierre de su Asamblea Plenaria Ordinaria, la Conferencia Espiscopal Panameña se pronunció sobre temas importantes para el país, como el Canal Ampliado y la responsabilidad en el manejo de las redes sociales, sin embargo su mensaje principal fue dirigido a la polémica generada en torno al tema de educación sexual.

La CEP reiteró la posición de la Iglesia Católica a favor de la educación sexual, pero con una pedagogía basada en el amor y el respeto, y no en una sexualidad banalizada. Solicitó que se mantenga la discusión en primer debate del proyecto de Ley 61, que está próximo entrar a segundo debate.

Teniendo en cuenta las interrogantes e inquietudes que el proyecto ha suscitado en amplios sectores de la sociedad, hacemos un respetuoso llamado para que esta iniciativa sea bajada a primer debate, con el fin de escuchar las propuestas de los distintos sectores y lograr consensos necesarios que permitan una educación sexual profunda e integral”, señaló la CEP, agregando que se debe incluir el respeto y valoración “ de las diferencias del modo de ser masculino y femenino”.

Por su parte, el Arzobispo Metropolitano, monseñor José Domingo Ulloa, expresó que la Iglesia no busca satanizar la sexualidad e hizo énfasis en que son los padres los primeros responsables de la educación de sus hijos, en general. “ La sexualidad es un don hermoso que Dios ha puesto en la vida del hombre, pero que tiene que ser bien administrada”, dijo Ulloa, por lo que hace un llamado a que el enfoque vaya más allá que solo evitar embarazos y enfermedades de transmisión sexual.

Monseñor Ulloa cuestionó que solo se concentren en la cifra de menores embarazadas, y se ignore a los adultos responsables de esos embarazos. “ Toda la balanza ha sido sobre las embarazadas, ¿y qué hacemos con estos adultos y el entorno de estas jóvenes?”.

El cardenal José Luis Lacunza manifestó que otro de los temas de preocupación en el proyecto es la amenaza contra la patria potestad. " Es cierto que el proyecto habla de los padres, pero no del padre o madre concreta, sino de la Asociación de Padres de Familia. La responsabilidad es del padre y de la madre, y si no hay, del tutor o acudiente responsable del niño, ese paso no se puede saltar para tirar la responsabilidad en asociaciones, eso es lo que estamos pidiendo para que quede bien claro".

Recomendó revisar la metodología implementada en algunos colegios católicos, " hay unos grupos que están trabajando esto con éxito y bien hecho. Si no lo reciben en casa y no lo reciben en la escuela, lo reciben en la calle", dijo Lacunza.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes


Tu emisora... Parte de tu vida