Empresarios esperan amplios beneficios de las nuevas relaciones China-Panamá

La Cámara de Comercio, Industrias y Agricultura de Panamá (CCIAP) se mostró este martes confiada en que el establecimiento de las relaciones diplomáticas entre Panamá y China traerá "beneficios" al país centroamericano en materia comercial y de inversión en campos como el tecnológico y el logístico.

El presidente de la CCIAP, Inocencio Galindo De Obarrio, valoró como una "decisión estratégica" la apertura de Panamá hacia China, anunciada el lunes por el presidente , Juan Carlos Varela, y concretada por los dos Gobiernos con la firma de un documento en Pekín.

"Con esta decisión, se abre la posibilidad de pactar un acuerdo comercial con un país de más de 1.300 millones de personas, incrementando las exportaciones e importaciones, además, se atraerán nuevas inversiones a Panamá, especialmente en el campo tecnológico y logístico, por mencionar algunos", dijo el presidente del gremio empresarial en una declaración pública.

La CCIAP citó datos estadísticos según los cuales en el 2016 Panamá exportó a China bienes y servicios por valor de 50,9 millones de dólares, un 22,9 % más que el año anterior, mientras que las importaciones provenientes del gigante asiático sumaron 1.183 millones de dólares.

Panamá vende a China principalmente desperdicios y desechos de cobre; desperdicios y desechos de aluminio; crustáceos; madera en bruto y perfilada longitudinalmente; café, cascara, cascarilla y sucedáneos de café, entre otros, recalcó el gremio.

Para avalar la decisión de Varela, la CCIAP apeló a los mismos argumentos que presentó anoche el mandatario: que China es el segundo usuario más grande del Canal de Panamá y el primer proveedor de la Zona Libre de Colón (ZLC), la mayor del hemisferio y ubicada en la costa atlántica del país.

"Hasta el día de hoy la República de Panamá carecía de relaciones diplomáticas con la República Popular de China, un Estado que por sí solo representa el 20 % de la población mundial y constituye la segunda economía más grande del mundo. Esta es una situación que un mandatario responsable no podía seguir perpetuando", argumentó anoche Varela.

Además de esos argumentos, Galindo recalcó este martes que el gigante asiático "ha incrementado su interés en invertir en Latinoamérica".

"Confiamos que esta es una decisión estratégica que traerá beneficios para nuestro país", añadió el presidente de la CCIAP, una de las principales de Panamá y que agrupa a más de 1.600 empresas de 15 sectores económicos.

Respecto a Taiwán, con el que Panamá rompió relaciones a consecuencia del reconocimiento de la política de "Una sola China", la directiva de la CCIAP expresó que espera que "por los históricos lazos de amistad" que les han unido, "a futuro se desarrolle una estrategia común para estabilizar las relaciones comerciales y de inversión".

Taiwán expresó anoche su "indignación" por el giro de Panamá, que llamó "acto desleal", así como su "condena y repulsa" por lo que considera un ataque de China a su espacio internacional "a través de la diplomacia de la intimidación, ofrecimientos y compra de aliados diplomáticos".

También anunció el consecuente retiro de todo el personal taiwanés en Panamá y la suspensión de los programas de asistencia y de cooperación con el país centroamericano, en los que se suscribe un acuerdo de cooperación no reembolsable de 72 millones de dólares para el periodo 2014-2019.

Este martes la vicepresidenta y canciller panameña, Isabel De Saint Malo, reivindicó la "decisión soberana" de su país de "reconocer la política de Una Sola China", que, dijo, "responde a una decisión estratégica y geopolítica (...) y ha tenido únicamente como base el respeto mutuo y la búsqueda permanente del bienestar de nuestro pueblo". 

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes


Tu emisora... Parte de tu vida