HRF pide a Panamá que readmita periodistas españoles expulsados

Naciones Unidas (EFE). La organización Human Rights Foundation (HRF) pidió hoy al presidente de Panamá, Ricardo Martinelli, que permita el regreso inmediato y seguro a ese país de los periodistas españoles Paco Gómez Nadal y Pilar Chato, expulsados por las autoridades acusados de instigar protestas indígenas.

Según explicó en un comunicado el grupo, el pasado febrero los periodistas españoles fueron "detenidos, arrestados y expulsados arbitrariamente de Panamá por ejercer un periodismo crítico del gobierno y realizar actividades legítimas en defensa de los derechos humanos".

"Las abusos cometidos por el gobierno panameño contra estos dos periodistas y defensores de derechos humanos extranjeros son inadmisibles en una democracia", aseguró el presidente de HRF, Thor Halvorssen, quien acusó a la presidencia del país de "orquestar una vergonzosa campaña de desprestigio típica de una maquinaria propagandística antidemocrática".

Chato y Gómez Nadal, un duro crítico del gobierno del presidente panameño y también coordinador en Panamá de la organización de defensa de los derechos humanos Human Rights Everywhere (HREV), fueron detenidos cuando observaban una manifestación de grupos indígenas contra la minería frente a la Asamblea Nacional el pasado 26 de febrero.

Dos días después fueron repatriados tras ser acusados por el Gobierno panameño de instigar la protesta de una veintena de miembros de los pueblos indígenas Ngäbe y Buglé contra la aprobación de reformas al Código Minero en Panamá.

Según recordó hoy HRF, la detención se produjo cuando Gómez Nadal comenzó a filmar a un grupo de 40 policías que se aprestaban a arrestar a los manifestantes que bloqueaban el tránsito de vehículos en una calle aledaña a la Asamblea Nacional.

La organización envió hoy su petición para que Panamá readmita a ambos periodistas mediante una carta al presidente panameño y en la misiva, remitida también a Efe, desmienten algunas de las afirmaciones realizadas por las autoridades de Panamá.

"Paco Gómez Nadal y Pilar Chato no participaron en la protesta, ni se tiraron a una calle, ni instigaron a un grupo de ciudadanos a protestar, a crear el caos y la violencia, ni incitaron a los indígenas panameños a desafiar a las autoridades nacionales", asegura la organización.

HRF adjuntó a la carta un informe legal que revisa los hechos y concluye que la "repatriación voluntaria" de ambos periodistas se produjo "sin debido proceso, 48 horas después de su arresto y 12 horas después de que fueran notificados con una orden de detención indefinida, sujeta a una decisión futura de deportación a discreción de la misma autoridad".

Para HRF, esas características convierten la medida aprobada por el Gobierno de Martinelli en una "expulsión arbitraria". "La detención y expulsión arbitraria de estas personas viola el derecho internacional en materia de libertad expresión, que otorga a los extranjeros el mismo nivel de protección que cualquier nacional, especialmente cuando se trata de periodistas o defensores de los derechos humanos", dijo el director jurídico de HRF, Javier El-Hage, en el mismo comunicado.

HRF es una organización defensora de los derechos humanos, con sede en Nueva York y en cuyo consejo figuran, entre otros, el Premio Nobel de la Paz y superviviente del Holocausto nazi Elie Wiesel y la activista uzbeka Mutabar Tadjibaeva, nominada al Nobel en 2005.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

Reportero Ciudadano: Envía las fotos y videos AQUÍ

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes