Libertad de norcoreanos de buque capturado en Panamá depende de la Corte

Panamá ( EFE) La libertad de los 35 tripulantes del buque norcoreano "Chong Chon Gang", capturado en Panamá en julio pasado con armas de guerra no declaradas procedentes de Cuba, está en manos de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) panameña, informó hoy una fuente oficial.

"Hemos puesto a órdenes de la Corte Suprema de Justicia a los tripulantes para que ellos (en esta máxima instancia judicial) decidan la legalidad o no de la detención preventiva" de estos marinos norcoreanos, dijo a periodistas el fiscal antidroga del Ministerio Público (MP), Javier Caraballo.

La decisión se tomó luego de que este miércoles se presentó un recurso de Habeas Corpus a favor de los 35 tripulantes del mercante "Chong Chon Gang", y ahora serán los magistrados del pleno de la CSJ los que decidan la situación jurídica respecto a su detención, añadió.

Los asiáticos han sido acusados por el Ministerio Público de "atentar contra la seguridad colectiva" y dos veces han sido interrogados y se han negado a declarar.

En cuanto a la revisión del barco, el fiscal indicó que hasta ahora se han inspeccionado 18 contenedores y se ha hallado media docena de vehículos militares, entre estos centros de comando y soporte para radares para control de fuego y de lanzamiento de misiles.

Detalló que esta semana se han encontrado dos alas, dos colas y motores de aviones Mig 21, soportes de desplazamiento y piezas para el disparo de misiles dentro de los contenedores.

La semana pasada, el Ministerio panameño de Relaciones Exteriores informó que la Cruz Roja Internacional constató que las condiciones en que se encuentran los norcoreanos es "adecuada" y que Panamá "ha cumplido con los compromisos internacionales que se aplican en estos casos".

Los tripulantes están detenidos en la antigua base aeronaval de Sherman en Colón, al norte de la capital, donde tienen televisores y áreas de entretenimiento, dijo a Efe la semana pasada el presidente de la Cruz Roja panameña, Jaime Fernández.

Las autoridades panameñas detuvieron en julio al mercante bajo la sospecha inicial de que transportaba droga, pero durante las inspecciones lo que hallaron fue equipo militar oculto bajo miles de sacos de azúcar, la única mercancía declarada ante las autoridades.

Tras la detención del buque, las autoridades del Gobierno cubano asumieron la propiedad de las armas, dijeron que están "obsoletas" y que las enviaban a Corea del Norte para ser reparadas y devueltas.

Caraballo señaló hoy que se ha descargado el 75 % del azúcar y que seguirán trabajando "fuertemente" para bajar el 25 % restante entre unos 6 y 7 días.

El fiscal explicó que todo el equipo militar encontrado en el barco es sometido a una "rigurosa cadena de custodia y evidencia" y trasladado a un lugar seguro para su peritaje.

En el buque, atracado en el puerto privado de Manzanillo, en la ciudad de Colón, también se han hallado explosivos y municiones vivas.

Por su parte, el ministro de Seguridad Pública de Panamá, José Raúl Mulino, recordó hoy que desde el martes y hasta el viernes de la semana próxima expertos del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas inspeccionarán en Panamá las armas halladas en el buque norcoreano.

El Consejo de Seguridad de la ONU ha emitido varias resoluciones que prohíben a Corea del Norte importar o exportar cualquier tipo de armamento.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes


Tu emisora... Parte de tu vida