Noriega seguirá dos o tres días más hospitalizado por bronquitis

Panamá (EFE). El exgeneral Manuel Antonio Noriega permanecerá internado en el hospital público de Panamá al que llegó hace diez días por una bronquitis, mientras su familia espera la respuesta de las autoridades a un pedido de depósito hospitalario dada su avanzada edad y estado de salud.

Noriega, de 78 años, fue evaluado este viernes por funcionarios de Salud Penitenciaria en el Hospital Santo Tomás de la capital panameña, quienes concluyeron que evoluciona "bien y está estable" pero que deberá permanecer "dos o tres días más" en el centro de salud, dijo a Efe un portavoz del Ministerio de Gobierno y Justicia.

La misma fuente señaló que el antiguo dictador será sometido a un tratamiento para ayudar a que su recuperación sea total.

El Instituto de Medicina Legal del Ministerio Público también hizo un chequeo médico a Noriega, y ambas evaluaciones serán tomadas en cuenta para responder a la solicitud de los abogados y familiares de Noriega para que se le otorgue un "depósito hospitalario" o un arresto domiciliario, añadió el portavoz.

Thays Noriega, hija del exgeneral, dijo este viernes a Efe que su padre permanecerá "al menos todo el fin de semana" en el hospital, y reiteró que desde "hace tres meses" esperan la respuesta de las autoridades al pedido de beneficiarlo con el arresto domiciliario o el hospitalario.

Esta es la tercera ocasión en unos cinco meses que el anciano general fue trasladado desde la cárcel El Renacer, en las afueras de la capital panameña, al hospital, lo que, insisten sus familiares, justificaría dejarlo internado o darle el depósito domiciliario.

Según la defensa, Noriega padece de un tumor cerebral, además de problemas motrices y cerebrovasculares.

El Código Penal panameño establece que si un juez lo considera oportuno puede conceder a los presos mayores de 71 años enfermos el beneficio de cumplir sus condenas en su domicilio, aunque la ley exceptúa de esa norma a los condenados por delitos de lesa humanidad y desapariciones.

Tras cumplir más de 21 años de cárcel en Estados Unidos y Francia por narcotráfico y lavado de dinero, Noriega llegó a Panamá en diciembre pasado extraditado por el gobierno galo.

Noriega fue derrocado por una invasión militar estadounidense en 1989 y cumple en Panamá penas de 60 años de cárcel por diversas condenas relacionadas con delitos como homicidio, violaciones a los derechos humanos e incluso daños al medio ambiente.

El ahora exgeneral gobernó de facto Panamá entre 1983 y 1989.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes


Tu emisora... Parte de tu vida