Panamá lamenta catástrofes migratorias en el Mediterráneo

El Gobierno panameño lamentó hoy las recientes catástrofes ocurridas en el mar Mediterráneo, donde han naufragado embarcaciones repletas de migrantes y han muerto al menos mil personas en la última semana.

Panamá se solidarizó con las víctimas de esta tragedia "que salen de sus países en busca de un mejor porvenir", señaló la Cancillería en un comunicado oficial.

"Ante estas lamentables e irreparables pérdidas humanas el Gobierno de la República de Panamá extiende su solidaridad y sus profundas condolencias a los familiares de las víctimas", manifestó.

En Roma, la Guardia Costera italiana informó hoy de que el pasado 26 de mayo hubo en el Mediterráneo un naufragio con un balance de cerca de 300 desaparecidos, de acuerdo con el testimonio de los supervivientes consultados.

Según los testimonios escuchados por la Guardia Costera italiana, dos barcos partieron de las costas de Libia, enganchados con una cuerda, y en cada uno iban a bordo cerca de 450 personas.

Durante el trayecto, los traficantes habrían cortado la cuerda y las 450 personas que iban en uno de los pesqueros habrían sido socorridos mientras que el otro naufragó.

Del segundo se salvaron unas 150 personas, mientras que las otras 300 están desaparecidas.

Italia ha vivido unas jornadas de intensas llegadas, con cerca de 13.000 personas rescatadas en la última semana.

La Organización Internacional para las Migraciones (OIM) afirmó que en la última semana han muerto "al menos 1.000" personas en el Mediterráneo en diversos naufragios, según han podido constatar después de hablar con los supervivientes.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes


Tu emisora... Parte de tu vida